Cerrar publicidad
Cerrar publicidad

País

Noam Titelman: “La PSU es un termómetro que está malo”

El presidente de la FEUC fundó sus críticas en estudios de la propia Universidad Católica, en los que se atribuye un aumento de la brecha y el sesgo socioeconómico al cuestionado test de admisión.

Noam Titelman: “La PSU es un termómetro que está malo”
Por 13 de Diciembre de 2011

Un duro cuestionamiento elevó este martes el presidente de la Federación de Estudiantes de la Universidad Católica, (FEUC), Noam Titelman, a la Prueba de Selección Universitaria (PSU), que entre ayer y hoy están rindiendo poco más de 270 mil postulantes.

Titelman sostuvo que uno de las grandes dificultades para garantizar el acceso a la enseñanza superior radica en el instrumento y no, necesariamente, en el nivel de los establecimientos educacionales del país.

“La PSU año a año aumenta la brecha entre colegios municipales y particulares. Y este problema no es una coincidencia, sino que se explica por las grandes fallas en el instrumento de medición“, sostuvo.

“Existe un juicio equivocado cuando se plantea que las diferencias en La PSU se deben al nivel de los establecimientos. No, la PSU es una parte importante del problema. El termómetro está malo. No es que haya fiebre, sino que es el termómetro el que está midiendo mal la temperatura“, agregó.

El presidente de la FEUC insistió en que los resultados de estudios de la propia Universidad Católica, en los que se atribuye un aumento de la brecha y el sesgo socioeconómico al test de admisión.

De acuerdo a esas investigaciones, los principales problemas del instrumento tienen que ver con que la incorporación de mayores contenidos en la PSU, “que no mejora el desempeño, sino que aumenta la inequidad en los resultados; los mayores perjudicados son los estudiantes de liceos técnico-profesionales, que han ido disminuyendo sus resultados en el examen“, entre otros.

En este punto, el máximo dirigente de la Feuc cuestionó el proceso de licitación para la evaluación de la prueba por “falta de transparencia”.

“El proceso de licitación consideró criterios económicos y técnicos y, lamentablemente, primó el que costaba más barato”, aseguró.

Por su parte, el vocero de la Cones, Rodrigo Rivera, dijo que tras siete meses de de movilizaciones el Gobierno se empeñó en invisibilizar muchas de las demandas levantadas por los estudiantes, entre ellas la del acceso a la educación Superior.

“Planteamos distintas alternativas que pueden significar un ingreso más equitativo y reales oportunidades para los estudiantes de ingresar a la educación superior, pero lamentablemente el Gobierno no ha sabido oír estas demandas“, dijo.

Suscríbete y recibe las noticias para comenzar el día

El Dínamo AM

Comenta

Newsletter
El Dínamo AM

Suscríbete y recibe las noticias para comenzar el día