Cerrar publicidad
Cerrar publicidad

País

Dos suboficiales (r) de la Armada condenados por desaparición de sacerdote Miguel Woodward

El religioso chileno - británico fue torturado tanto en la UTFSM como en la Academia de Guerra Naval, siendo trasladado posteriormente a la Esmeralda, donde murió a causa de los tormentos.

Dos suboficiales (r) de la Armada condenados por desaparición de sacerdote Miguel Woodward
Por 8 de Mayo de 2013

La justicia condenó a tres años y un día en régimen de libertad vigilada a dos antiguos integrantes de la Armada por la desaparición del sacerdote chileno-británico Miguel Woodward en 1973, y absolvió a otros seis exfuncionarios de esa institución procesados por el crimen.

Según informaron fuentes judiciales, el magistrado de la Corte de Apelaciones de Valparaíso Julio Miranda Lillo, condenó a los suboficiales retirados de la Armada José Manuel García Reyes y Héctor Fernando Palomino López por el secuestro calificado (desaparición) de Woodward.

Además, en una sentencia de primera instancia, absolvió a Manuel Leiva por padecer demencia, y a Carlos Miño, Marcos Silva, Guillermo Inostroza, Luis Pinda y Bertalino Castillo por falta de participación.

En el aspecto civil, el juez estableció que el Estado debe pagar una indemnización de 50 millones de pesos a la hermana de la víctima por concepto de daño moral.

Previamente, el juez Miranda, en una resolución emitida en 2011 que fue ratificada por la Corte de Apelaciones y por la Corte Suprema, dictó el sobreseimiento de otros 19 oficiales en retiro que habían sido procesados en este caso.

Miguel Woodward, un sacerdote católico que tenía la doble nacionalidad británica y chilena, fue arrestado unos días después del golpe de Estado del 11 de septiembre de 1973 por una patrulla de la Armada en su domicilio de Valparaíso, unos 125 kilómetros al oeste de Santiago.

El religioso fue conducido primero a la Universidad Técnica Federico Santa María y después a la Academia de Guerra Naval, y en ambos lugares fue torturado.

El 21 de septiembre de 1973 fue sacado de la Academia y trasladado al buque escuela Esmeralda, que tras la asonada militar encabezada por Augusto Pinochet operó también como lugar de detención y tortura.

En la investigación está acreditado que Woodward murió a bordo de la Esmeralda a causa de los tormentos y que su cuerpo fue llevado al Hospital Naval, pero sus restos nunca han sido hallados.

Suscríbete y recibe las noticias para comenzar el día

El Dínamo AM

Comenta

Newsletter
El Dínamo AM

Suscríbete y recibe las noticias para comenzar el día