HuellaChile: conoce cuáles fueron las organizaciones distinguidas por el Ministerio del Medio Ambiente por gestionar sus emisiones

El reconocimiento se entrega anualmente a aquellas entidades que miden y verifican sus emisiones de gases de efecto invernadero (GEI), pero también a las que van más allá al reducir o neutralizar éstas.

Por › Actualizado: 15:30 hrs
Trabajo de medición en terreno (previo a la pandemia). Foto: gentileza Respect.
Trabajo de medición en terreno (previo a la pandemia). Foto: gentileza Respect.
Compartir

El programa HuellaChile del Ministerio del Medio Ambiente entrega cada año los sellos por gestión de emisiones de gases de efecto invernadero (GEI) a aquellas organizaciones que participan -de forma voluntaria- en un proceso de medición, reducción o neutralización de éstas. Y, este 2020, este reconocimiento recayó en empresas como Derco, Chocolates Varsovienne y TNA Engineering.

A éstas, se suman diversas entidades públicas y privadas, entre ellas Rising Sun, que en 2019 recibió el sello de cuantificación y en 2020 inició el proceso para obtener el sello de reducción; y UMO Recolector, en proceso de cuantificación.

Este año también se entregaron los sellos asociados a la categoría eventos, otorgándose dos de estos a la Municipalidad de Santiago, por la cuantificación y neutralización de sus emisiones de GEI en la inauguración oficial de las Fiestas Patrias 2019. Además, se trata del primer evento que se adjudica el sello de reconocimiento a la neutralización del Programa HuellaChile.

Pero para obtener estos sellos, tanto la Municipalidad de Santiago como las otras empresas mencionadas, tuvieron que pasar por un proceso de verificación externa que validara los resultados obtenidos, el cual en todos estos casos fue realizado por Respect, empresa autorizada por el programa HuellaChile para efectuar dicha labor.

Producto de la contingencia sanitaria, derivada del COVID-19, la ceremonia oficial de entrega de sellos se realizó este viernes vía online. Pese a ello, en esta instancia también se hizo entrega de los sellos de gestión del carbono correspondientes a 2019, cuya ceremonia fue cancelada debido al estallido social.

Alcances del programa

El programa HuellaChile, cuyos orígenes se remontan a 2013, establece una hoja de ruta en torno a la gestión de las emisiones de gases de efecto invernadero (GEI), pudiendo las organizaciones adecuar el avance en las etapas del programa de acuerdo a sus planes de sostenibilidad.

Ésta se inicia con una primera etapa de cuantificación de la huella de carbono; continúa con una fase orientada a la reducción de las emisiones de GEI, de la mano de la implementación de proyectos en esa línea; prosigue con la neutralización de GEI a través de la compra de bonos de carbono de proyectos nacionales; y finalmente está la “Excelencia en la gestión de GEI”, instancia por medio de la cual se reconoce a aquellas entidades que cumplen con la reducción de emisiones y otros atributos, tales como proactividad y mejora continua. En caso de desear optar a los sellos correspondientes a cada etapa, se debe contemplar un proceso de verificación realizado por una empresa externa.

“Entonces, lo que se hace en el marco del programa HuellaChile es un levantamiento de la información asociada a la contaminación, midiéndose cuánta huella de carbono generan las operaciones, servicios o cualquier tipo de procesos que se puedan auditar”, explicó Pilar López, socia fundadora de la empresa verificadora autorizada por HuellaChile, Respect.

“Una vez que identificas cuánta contaminación estás generando, puedes crear una ruta y proyectar un proceso de gestión de esta huella, viendo cuáles pueden ser las mejoras que te puedan facilitar la reducción de GEI. Esto siempre apuntando a que la empresa en sus procesos de operación sea lo más amigable con el medio ambiente y genere el menor impacto hacia a éste”, agregó López.

Midiendo, reduciendo y verificando

En un escenario donde el cambio climático es considerado la peor amenaza para la humanidad, según la ONU (Organización de las Naciones Unidas), y cada vez existe más conciencia acerca de la importancia de generar acciones que contribuyan a retrasar o a reparar en parte el gran daño que por siglos ha causado la humanidad al medio ambiente, la adopción de programas como HuellaChile, que van más allá y rompen con la concepción de que la generación de residuos es la única problemática, es más que clave.

Así lo entendieron desde Derco, empresa automotriz que por primera vez recibió el sello de cuantificación de HuellaChile. Esto, tras medir y verificar la huella de carbono de su centro de distribución de repuestos en Lo Boza, en la comuna de Pudahuel.

“En Derco estamos comprometidos con un desarrollo sostenible y en ese marco avanzamos en distintas iniciativas concretas para cuidar el medio ambiente. Obtuvimos recientemente el sello de cuantificación del programa HuellaChile, reconocimiento que nos motiva a continuar trabajando en la reducción de nuestra huella de carbono. Las empresas debemos sumarnos a todos los esfuerzos que ayuden a mitigar el cambio climático”, señaló Matías Andreani, gerente de Personas, Clientes y Sostenibilidad de Derco,

Este también fue el caso de Rising Sun, compañía dedicada al desarrollo de paneles fotovoltaicos y que en 2018 comenzó con la cuantificación de su huella de carbono, tarea por la cual recibirán oficialmente este viernes su respectivo sello, tras haberse suspendido la ceremonia de 2019 producto del estallido social. Además, este año postularon al sello de reducción de GEI por la implementación de paneles solares (en proceso).

“Está en el ADN de nuestra empresa realizar acciones en pos del medio ambiente y la sustentabilidad”, afirmó Sebastián González, socio fundador de Rising Sun y director de la Asociación Chilena de Energía Solar (Acesol), quien apuntó a que “todas las empresas debiesen hacer este trabajo, no sólo en el rubro de las energías renovables, sino todo el mundo empresarial”.

Mientras que en la Municipalidad de Santiago, donde recibirán dos sellos en la categoría eventos, tanto por la cuantificación como por la neutralización de las emisiones de GEI de la inauguración oficial de la Fiestas Patrias 2019, – actividad que de la mano de Respect también arrojó su respectivo reporte de sustentabilidad-, el tema está claro: las instituciones deben contar con planes y políticas de manejo medioambiental.

“Nosotros tenemos una política de cambio climático instalada en el Municipio, a nivel institucional y territorial. Nosotros tenemos un plan de clima y energía, antes tuvimos un plan local de cambio climático, y en definitiva tenemos una estrategia para abordar la gestión climática de la comuna y estamos trabajando en distintas líneas: en mitigación, en adaptación, y principalmente en formación de capacidades al interior del municipio para que la gente comprenda el nuevo escenario”, detalló Isabel Margarita Aguilera, jefa de Medio Ambiente de la Municipalidad de Santiago.

Sin embargo, ninguna medición, reducción o neutralización de la huella de carbono sería válida sin una verificación de una entidad externa, la cual cumple el papel de auditor.

“Lo que hacemos como auditor es corroborar que todo lo que la empresa o institución está declarando al programa HuellaChile es correcto, de acuerdo a la metodología que el programa establece, que se basa en la NCh-ISO 14064/1:2019 para empresas y la NCh-ISO 14067:2019 para eventos, servicios y productos. En otras palabras, debemos comprobar que la información que se ingresa a la plataforma de HuellaChile se ajuste al límite operacional que la empresa decidió auditar”, explicó Álvaro Morales, socio fundador de Respect, entidad que ejerce como verificadora del programa desde 2018, pero que cuenta con una trayectoria de 10 años en la cuantificación de huella de carbono. 

Más País

Últimas noticias

Populares

Recomendados