País

Aguas Andinas es la primera compañía corporativa no estatal en Chile en obtener la clasificación "A-" de S&P Global

Además, a nivel regional,  la compañía de servicios medioambientales se posiciona y consolida como la primera compañía del sector utilities en obtener esta calificación internacional.

Aguas Andinas es la primera compañía corporativa no estatal en Chile en obtener la clasificación "A-" de S&P Global

Tras finalizar su proceso de calificación internacional con la agencia Standard & Poor's, Aguas Andinas obtuvo la más alta clasificación con un ´A-´, la que se suma a las locales emitidas por Fitch e ICR en AA+. 

Cabe mencionar que esta clasificación es la más alta otorgada para una empresa corporativa no estatal en Chile, y solo otras dos se la han adjudicado, como son Codelco y Metro, ambas con soporte
del Estado. Y, a nivel regional, Aguas Andinas también se posiciona y consolida como la primera compañía del sector utilities en obtener esta calificación internacional.

“Es una tremenda noticia para la compañía, pues es el claro reflejo de nuestro compromiso con el
desarrollo y el progreso del país en un entorno regulatorio estable y transparente, como ha sido a
lo largo de la última década. Chile sigue albergando a compañías de gran calidad, sólidas
financieramente y atractivas para el mercado financiero internacional y, en nuestro caso, pese a
que enfrentamos la peor sequía de la historia, hemos logrado llevar a cabo un robusto plan de
inversiones que nos permitirá contar con una ciudad más preparada y resiliente pese a la
emergencia climática y, a la vez, continuar entregando un servicio seguro para la ciudadanía”, valoró la gerenta general de Aguas Andinas, Marta Colet.

Lo más destacado

Dentro de los ítems destacados por S&P en cuanto a Aguas Andinas, se encuentra la generación de flujos de caja estables y predecibles para los próximos años por su carácter regulado, incluso considerando el ambicioso plan de inversión que posee la compañía para enfrentar los impactos directos del cambio climático. Y es que la empresa de servicios medioambientales ha manifestado que pretende mantener el ritmo inversor de los últimos años con miras a paliar los efectos de la sequía y hacer frente a futuras adversidades de la naturaleza, como los eventos climáticos extremos.

Asimismo, el reporte resalta las eficiencias operativas que está llevando a cabo la sanitaria, con el fin de mitigar los impactos inflacionarios en sus costes producto del contexto global, eficiencias que apalancan un Ebitda creciente y una deuda neta a Ebitda de 3,5 veces.

Más Noticias

Más Noticias