País

Codelco anunció el reinicio de las operaciones en la Fundición Ventanas

La empresa señaló que el Ministerio de Medio Ambiente aprobó la actualización del plan operacional, lo que permitirá el retorno de las actividades tras 25 días de paralización.

La empresa y el Gobierno anunciaron que avanzará en el cierre definitivo de la fundición. AGENCIA UNO/ARCHIVO
La empresa y el Gobierno anunciaron que avanzará en el cierre definitivo de la fundición. AGENCIA UNO/ARCHIVO

Codelco informó este sábado que se retomarán las operaciones de la Fundición Ventanas, la que estuvo paralizada por 25 días y que próximamente será cerrada tras la decisión del directorio de la empresa, que contó con el respaldo del Gobierno.

En un comunicado, la minera estatal informó que el Ministerio del Medio Ambiente aprobó durante el viernes la actualización del plan operacional, por lo que el recinto podrá operar a partir de esta misma tarde bajo previa fiscalización de la Superintendencia del Medioambiente (SMA).

“El reinicio de la operación se realizará resguardando todas las medidas y normativas ambientales. Simultáneamente, seguiremos avanzando en las mesas de trabajo para la preparación del proceso de cese de la fundición comprometido por Codelco con los trabajadores, a la espera del proyecto que modifique la Ley 19.993, que permita enviar los minerales de Enami a otras fundiciones”, señaló la firma.

Las operaciones de la Fundición Ventanas se detuvieron a principios de junio, cuando se reportaron episodios de intoxicación que afectaron a la comunidad de Quintero y Puchuncaví.

Ante esto, el directorio de Codelco, liderado por Máximo Pacheco, resolvió avanzar en el cierre de la fundición, en una medida que fue respaldada por el Gobierno, que apeló al grave daño a la salud que estaba generando el recinto con sus emanaciones.

La medida fue rechazada por los trabajadores, que acusaron al Ejecutivo de “traición” y que exigieron un plan de inversión para no cerrar el lugar y evitar el despido de los trabajadores. Las autoridades enfatizaron que el proceso sería gradual y que se harían distintos planes para conservar los empleos tanto de los contratados como de los subcontratistas.

La molestia de los trabajadores escaló y llevó a que la Federación de Trabajadores del Cobre (FTC) definiera un paro nacional, el que movilizó a diversas divisiones como Chuquicamata, El Salvador y El Teniente. Finalmente los sindicatos se sentaron en una mesa y lograron un acuerdo con la empresa y el Gobierno para avanzar en el plan de cierre.

Más Noticias

Más Noticias