País

Estudio revela por qué las mujeres presentan más trastornos del ánimo que los hombres

La depresión y la ansiedad tienen casi el doble de prevalencia en mujeres y están íntimamente relacionados con el estrés.   

La clave estaría en una parte del cerebro. ARCHIVO / AGENCIA UNO
La clave estaría en una parte del cerebro. ARCHIVO / AGENCIA UNO

Un estudio de la Facultad de Ciencias Químicas y Farmacéuticas de la Universidad de Chile, publicado por la revista Neurobiology of Stress, logró confirmar la existencia de diferencias en las respuestas al estrés crónico según el sexo.

Los hallazgos fueron realizados gracias a la observación del comportamiento de ratas hembras y machos ante la exposición de un mismo estímulo estresante, un fenómeno que puede ser clave para mejorar las terapias e intervenciones en pacientes con trastornos neuropsiquiátricos.

Más de 200 millones de personas tienen depresión

De acuerdo a datos de la Organización Mundial de la Salud (OMS), cerca de 208 millones de personas padecen depresión a nivel mundial.

En el caso de Chile, el Centro de Estudios de Conflicto y Cohesión Social (COES) indicó que durante el 2021, el 27% de las mujeres presentaron síntomas depresivos moderados a severos, mientras que los hombres alcanzaron un 9,6%.

Es en este contexto que el estudio liderado por la bioquímica y profesora del Departamento de Bioquímica y Biología Molecular de la Universidad de Chile, Jenny Fiedler, plantea algunas respuestas sobre las particularidades de los trastornos del ánimo en hombres y mujeres.

Las diferencias entre los sexos

El proyecto permitió evaluar los efectos diferenciales del sexo biológico en el hipocampo. “Las ratas hembras y machos presentan diferencias cognitivas basales que se modifican diferencialmente al ser sometidos a un estrés", indicó la académica del Departamento de Bioquímica y Biología Molecular de la Universidad de Chile, Jenny Fiedler.

La docente explicó que entender la complejidad de estas diferencias basales entre machos y hembras permitiría “mejorar los tratamientos y/o crear nuevos métodos de intervención en enfermedades neuropsiquiátricas, como la depresión y la ansiedad, las cuales tienen casi el doble de prevalencia en mujeres y están íntimamente relacionadas con el estrés”.

Especificó, además, que se podrían diseñar terapias más específicas para otras enfermedades en función del sexo biológico.

Esto a través de, por ejemplo, la emulación de ciertas características beneficiosas en respuesta a un trastorno o patología con el uso de fármacos.

“Sabemos que los hombres y mujeres nos enfrentamos a estresores diarios (...) y cómo nuestro cerebro codifica esos estresores y cómo responde, al parecer, según los datos que hemos obtenido, es distinto entre machos y hembras", indicó la académica.

Desde el punto de vista biológico, se atribuye comúnmente a la producción de hormonas sexuales la diferenciación entre hombres y mujeres. Sin embargo, para Fiedler estas diferencias basales observadas pueden estar relacionadas con algo más allá de la producción hormonal, siendo el verdadero trasfondo aún un objeto de estudio.

Es por esto que, siguiendo esta línea de investigación, el equipo postuló al concurso Fondecyt 2023 para dar continuidad a su labor investigativa y determinar la ocurrencia de cambios en el transcriptoma en regiones específicas del hipocampo.

Más Noticias

Más Noticias