País

Ex ministro Alberto Espina fue internado tras sufrir un ataque cerebrovascular

Según el parte médico de la Clínica Alemana, el actual integrante del Consejo de Defensa del Estado se encuentra estable y será dado de alta prono.

Alberto Espina no sufrió secuelas a raíz del ataque cerebrovascular que sufrió. AGENCIA UNO/ARCHIVO.Alberto Espina no sufrió secuelas a raíz del ataque cerebrovascular que sufrió. AGENCIA UNO/ARCHIVO.
Alberto Espina no sufrió secuelas a raíz del ataque cerebrovascular que sufrió. AGENCIA UNO/ARCHIVO.

El ex ministro de Defensa, Alberto Espina, tuvo que ser internado en los últimos días en la Clínica Alemana debido a que sufrió un ataque cerebrovascular.

Según el parte médico emanado desde el centro asistencial privado, quien fuera secretario de Estado del gobierno de Sebastián Piñera, ingresó al Servicio de Urgencias el pasado 22 de marzo, pero que gracias a una “atención oportuna” no le generó secuelas.

Actualmente, agregaron, el actual integrante del Consejo de Defensa del Estado (CDE) se encuentra “estable y próximo al alta médica”.

 

Actualmente, Alberto Espina se desempeña en el CDE desde el pasado mes de noviembre luego de que en julio de 2020 dejara la cartera de Defensa durante el gobierno de Sebastián Piñera.

Anterior a eso, fue senador de la República y también se desempeñó como presidente de su partido político, Renovación Nacional.

En su cuenta de Twitter, actualmente, la última publicación que realizó data del 28 de febrero de este año, solo semanas antes de que Piñera abandonara La Moneda. Desde entonces, se ha mantenido alejado de la opinión pública.

Hasta el momento, Alberto Espina no se ha referido públicamente al ataque cerebrovascular que sufrió hace unos días y que lo llevó a estar internado esta semana. Este diagnóstico ocurre cuando se interrumpe el suministro de sangre al cerebro o cuando existe un sangrado en el cerebro.

Si bien esta afección le puede ocurrir a cualquier persona, independiente de la edad que tenga, requiere una rápida atención médica. A pesar de esto, existen factores que podrían impulsar o aumentar el riesgo de que esto ocurra como lo son el consumo de tabaco, padecer diabetes, tener la presión arterial alta, entre otras.

Más Noticias

Más Noticias