País

Las razones de por qué el café es un poderoso laxante

El café suele ser la primera bebida que tomamos en el día y muchos lo consumen como estimulante para activar el organismo.

Si es cafeinado o descafeinado no parece tener mucha relevancia porque ambos ayudan al movimiento intestinal. AGENCIA UNO / ARCHIVOSi es cafeinado o descafeinado no parece tener mucha relevancia porque ambos ayudan al movimiento intestinal. AGENCIA UNO / ARCHIVO
Si es cafeinado o descafeinado no parece tener mucha relevancia porque ambos ayudan al movimiento intestinal. AGENCIA UNO / ARCHIVO

Para muchos personas la ingesta de café es una de las prioridades para comenzar el día, y aunque su consumo diario genera opiniones opuestas, uno de sus beneficios indiscutibles es que contribuye a la hora del ir al baño gracias a su efecto laxante. 

El café suele ser la primera bebida que tomamos en el día y muchos lo consumen como estimulante para activar el organismo y otros para hacer trabajar los intestinos.

"No se necesitan múltiples estudios para saber que el café induce el movimiento intestinal cuando representa una parte tan importante de la vida diaria de muchas personas", indicó a CNN el médico Kyle Staller, director del Laboratorio de Motilidad Gastrointestinal del Hospital General de Massachusetts.

¿Por qué el café es un poderoso laxante?

Estudios demostraron que beber café es más efectivo que el agua tibia para inducir los movimientos intestinales y es que el "agua es una parte integral de la digestión normal y el tracto digestivo libera y reabsorbe grandes cantidades de ella todos los días", agregó Staller.

Junto a ello, las personas con afecciones digestivas, como el síndrome del intestino irritable, y las que son intolerantes a la lactosa pueden ser más propensas a sentir la necesidad de evacuar tras beber una taza.

El café contiene una variedad de compuestos que pueden estimular sus intestinos. Estos incluyen cafeína, ácidos clorogénicos y N-alcanoil-5-hidroxitriptamidas. Si a esto, le agregas leche o crema, el efecto laxante podría aumentar aún más este efecto, especialmente si se es intolerante a la lactosa.

El café y sus consecuencias con el colon

Debido a los movimientos intestinales, el colon experimenta tres tipos de contracciones que presionan y finalmente ayudan a expulsar las heces.  

Según la investigación citada por Staller, el café podría estimular esta actividad motora del colon a los pocos minutos de consumirlo.

En tanto, si el café es cafeinado o descafeinado no parece tener mucha relevancia porque ambos ayudan al movimiento intestinal.

Gracias a un estudio realizado en 1998 por doce personas, quienes aceptaron que se les insertara una sonda sensora en el colon. Los participantes consumieron café caliente, café descafeinado, agua o una comida en orden aleatorio. Ambos tipos de café y una comida causaron más contracciones y presión en el colon, en comparación al agua.

El café con cafeína fue un 60% más efectivo que el agua para estimular la actividad motora del colon y un 23% más que el descafeinado.

Estos resultados se traducen en que el café no entra en contacto directo con el revestimiento del colon, sino que lo afecta a través de un "reflejo gastrocólico", explicó Staller. Lo que significa que cuando el café entra en contacto "con el revestimiento del estómago desencadena una respuesta del sistema nervioso o una respuesta hormonal que hace que el colon comience la contracción”, dijo.  

Más Noticias

Más Noticias