País

Parque Safari dio detalles del accidente en que trabajadora murió atacada por un tigre

Desde el zoológico indicaron que la joven fue rescatada rápidamente por sus compañeros de trabajo, quienes ingresaron armados arriba de un camión para ahuyentar al tigre y rescatarla.

La Fiscalía Regional de O'Higgins instruyó a la Brigada de Homicidios de la PDI la investigación para determinar las causas que propiciaron la muerte de la joven trabajadora. AGENCIA UNO
La Fiscalía Regional de O'Higgins instruyó a la Brigada de Homicidios de la PDI la investigación para determinar las causas que propiciaron la muerte de la joven trabajadora. AGENCIA UNO
Por:  Carlos Escobar

Impacto provocó la muerte de Catalina Torres Ibarra (22) esta mañana al interior del Parque Safari de Rancagua, luego de ser atacada por un tigre mientras llevaba a cabo labores de mantención en el espacio destinado a esta especie.

De acuerdo a lo informado por el gerente del Parque Safari, Antonio Rojas, la joven fue rescatada por el mismo personal de seguridad del recinto, quienes acudieron de inmediato en su ayuda e incluso portaban un rifle para asustar al animal en caso de una situación compleja.

No obstante, y pese a la rápida ayuda de sus compañeros de trabajo e intentos de reanimación, la joven falleció producto de las heridas que le produjo el animal.

Por este hecho, la Fiscalía Regional de O’Higgins instruyó a la Brigada de Homicidios de la PDI la investigación para determinar las causas que propiciaron la muerte de la joven trabajadora.

Respecto a los hechos en sí, Antonio Rojas señaló esta mañana que “el parque se abre a las 10 horas. Minutos antes, hay grupos del área de manejo animal, que son técnicos veterinarias y veterinarios, y un grupo de mantenimiento, que hacen acciones rutinarias para tener las condiciones adecuadas para cuando ingresa el público”.

“Habían grupos en ese instante que estaban haciendo limpieza de rutina a los portones del recinto del safari de los felinos. Ese es un portón que tiene un riel y una corredera, es un portón electrónico. A estas personas de mantenimiento, que era un grupo de 3 ó 4 personas, se les pidió que barrieran la gravilla que había sobre el riel para no dificultar el desplazamiento del portón”, agregó.

Rojas detalló que “había una pareja de muchachos que estaba limpiando y obviamente el portón estaba abierto, pero todos los animales estaban en sus recintos, en sus habitaciones, encerrados con llave. (…) En el instante en que uno de los chicos va a buscar un contenedor para echar la gravilla suelta, ve que ya no están los chicos, se demoró como tres minutos”.

“Luego, ve que uno de ellos desde el interior viene avanzando hacia la puerta y le pregunta qué hace adentro, cuando expresamente el día anterior se habían dado indicaciones que se iba a hacer mantenimiento sólo al portón de leones, ni siquiera al interior”, dijo.

El gerente del Parque Safari de Rancagua agregó que “el muchacho le dice que un tigre atacó a su compañera. Es decir, ellos se aproximaron donde termina el safari de leones y hay otro portón que da lugar al safari de tigres, y por alguna razón abrieron el recinto que estaba con candado. No sé por qué ni para qué lo abrieron, no creo que con ánimo de curiosidad porque no son trabajadores nuevos”.

“Existen protocolos para cada una de las acciones que se hacen con animales de todo tipo, existe capacitación e inducción permanente. Ellos no son nuevos y yo no tengo mucha claridad de la circunstancia”, agregó

Finalmente, sobre los protocolos de emergencia que se activaron al momento del ataque, Rojas explicó que “en ese instante ingresó un camión de emergencia con un par de trabajadores, en donde logran ahuyentar al tigre y éste ingresó a su habitación. Ahí logran rescatar a la chica y sacarla”.

Más Noticias

Más Noticias