Política

Alberto Fernández y su cercanía con Boric: "Tenemos una afinidad muy grande"

El presidente de Argentina señaló que tiene una mirada del presente y el futuro “muy semejante” con el nuevo mandatario chileno, por lo que espera avanzar en el fortalecimiento de las relaciones entre los países.

El mandatario trasandino durante su llegada a la ceremonia de cambio de mando. AGENCIA UNOEl mandatario trasandino durante su llegada a la ceremonia de cambio de mando. AGENCIA UNO
El mandatario trasandino durante su llegada a la ceremonia de cambio de mando. AGENCIA UNO

El presidente de Argentina, Alberto Fernández, manifestó su cercanía con el nuevo mandatario chileno Gabriel Boric, quien asumió formalmente el cargo durante este viernes en una ceremonia realizada en la sede del Congreso Nacional en Valparaíso.

El gobernante trasandino, quien fue uno de los invitados principales al acto republicano nacional, aseguró que siente una gran “afinidad” con el líder de la administración de Apruebo Dignidad y de Socialismo Democrático.

"Con Gabriel siento que tenemos una afinidad muy grande, tenemos una mirada del presente y los desafíos del futuro muy semejante, por lo cual creo que todo va a ser muy fácil. Es un halago para mí que me haya elegido para representar a los mandatarios que venimos a su asunción. Estoy seguro de que con él lograremos muchas cosas", dijo Fernández en declaraciones consignadas por radio Cooperativa.

El peronista también abordó la relación que mantuvo con el saliente presidente Sebastián Piñera, señalando que a pesar de las diferencias “no hay que ser ingrato, ya que el tiempo que le tocó guiar a la nación siempre vi una buena predisposición para que trabajáramos juntos”.

“No me gusta meterme mucho sobre los conflictos internos, pero sí creo que Chile vivió muchos momentos difíciles, de mucha convulsión, reclamo y reacción social, pero a pesar de todo lograron superar lo sucedido respetando la institucionalidad. Es un gran éxito de los chilenos”, complementó.

Piñera y Fernández tuvieron una tensa relación, la que se marcó en algunos temas como la disputa por la plataforma continental en la Patagonia. A ello se sumaron las constantes comparaciones del trasandino con Chile a propósito de la respuesta inicial a la pandemia de COVID-19.

Otro episodio polémico fue la declaración del embajador argentino en Santiago, Rafael Bielsa, quien durante la campaña presidencial calificó al entonces candidato de la derecha, José Antonio Kast, como “antiargentino” y “xenófobo”. El diplomático continuará en su puesto durante la nueva administración de centroizquierda e izquierda.

Más Noticias

Más Noticias