Política

Dimite funcionaria de Ñuñoa que denunció acoso de Kena Lorenzini

La víctima de la concejala RD informó de su renuncia al municipio, ante la falta de sanciones contra su agresora.

“Al final yo me tuve que ir y ella sigue en su cargo”, señaló C.E. apuntando que tras denunciar los hechos a Emilia Ríos “me mandaron a capacitación. Todo fue para la foto”. AGENCIA UNO/ARCHIVO“Al final yo me tuve que ir y ella sigue en su cargo”, señaló C.E. apuntando que tras denunciar los hechos a Emilia Ríos “me mandaron a capacitación. Todo fue para la foto”. AGENCIA UNO/ARCHIVO
“Al final yo me tuve que ir y ella sigue en su cargo”, señaló C.E. apuntando que tras denunciar los hechos a Emilia Ríos “me mandaron a capacitación. Todo fue para la foto”. AGENCIA UNO/ARCHIVO

C.E., la asesora municipal que denunció una serie de episodios de acoso por parte de la concejala Kena Lorenzini (RD), renunció a su puesto en la municipalidad de Ñuñoa.

Según consignó La Segunda, la funcionaria de 28 años envió una carta informando de su decisión a la alcaldesa Emilia Ríos (RD).

El motivo de su renuncia apunta a “diferencias valóricas irreconciliables frente al caso de acoso laboral denunciado durante 2021” y tras el resultado del sumario realizado por el propio municipio.

La víctima de Kena Lorenzini precisó al medio que “tras el sumario no hubo ninguna sanción. Me sentí pasada a llevar”.

“Al final yo me tuve que ir y ella sigue en su cargo”, señaló C.E. apuntando que tras denunciar los hechos a Emilia Ríos “me mandaron a capacitación. Todo fue para la foto”.

Frente a esta situación, Kena Lorenzini se excusó señalando que “ya he dicho todo lo que tenía que decir sobre mi caso”.

La acusación de C.E. fue realizada en octubre del año pasado, dando cuenta de una serie de episodios de acoso por parte de Lorenzini, tratándola incluso de “esclava blanca”, cuestionando que hiciera uso de sus días administrativos por la muerte de un familiar, junto con tener jornadas laborales de más de 12 horas. 

“¿Dónde está mi esclava blanca? ¡Quiero que venga ahora!”, fue parte de los dichos de la concejala.

A esto se suman insinuaciones de índole sexual a la víctima: “hacía comentarios de que era buena en la cama y que las chicas más jóvenes con quienes había salido le halagaban sus cualidades sexuales”.

A pesar de que todas las acusaciones fueron ratificadas por la Fiscalía Municipal de Ñuñoa, Kena Lorenzini no recibió sanción alguna, lo que causó el repudio de cinco concejales, quienes cuestionaron al municipio, ya que "se escuda en que no tiene autoridad y la ley lo limita. Pero ¿dónde está la ética feminista de un gobierno local proclamado como tal por la actual administración? ¿Depende ésta sólo de una declaración por parte de la alcaldesa? ¿Una edil cuya imparcialidad, además, puede verse cuestionada al compartir partido con Lorenzini?”.

Más Noticias

Más Noticias