Política

Filtración en el Estado Mayor Conjunto: informe advierte falencias de seguridad en el uso de tropas en Macrozona Sur

El ex jefe de la Defensa Nacional en la Región del Biobío, contraalmirante Jorge Parga, en un informe enviado al Ministerio de Defensa en marzo de 2022, informó fallas de seguridad, tales como falta de chalecos antibalas, máquinas para despeje de rutas y vehículos sin blindaje.

El ex jefe de defensa para el Biobío, contraalmirante Jorge Parga, envió un informe de 20 páginas al Ministerio de Defensa informando a lo menos 15 falencias de seguridad en la Macrozona Sur.
El ex jefe de defensa para el Biobío, contraalmirante Jorge Parga, envió un informe de 20 páginas al Ministerio de Defensa informando a lo menos 15 falencias de seguridad en la Macrozona Sur.

Entre los más de 500 correos electrónicos filtrados por el grupo de hacker Guacamaya que abordan la situación del conflicto mapuche en la Macrozona Sur, aparece un detallado informe del ex jefe de la Defensa Nacional en la Región del Biobío, el contraalmirante Jorge Parga Baleresque.

A fines de marzo pasado, luego de que Maya Fernández asumiera en el Ministerio de Defensa, el contraalmirante Parga Baleresque, pocos días después de terminado su mando como jefe de la Defensa Nacional en la Región del Biobío, por el término del Estado de Emergencia en la Macrozona Sur, realizó un informe con un crudo diagnóstico de las condiciones en que operaban los efectivos militares en la zona

Parga emitió un documento con una lista de vulnerabilidades de equipamiento detectadas a la ministra de Defensa, Maya Fernández y al jefe del Estado Mayor Conjunto, general Guillermo Paiva, un informe de 20 páginas donde comunica a lo menos 15 falencias y 11 recomendaciones de trabajo durante el Estado de Emergencia en las provincias del Biobío y Arauco entre 12 octubre de 2021 a 26 marzo de 2022.

Entre las “falencias u observaciones” descarta la incomodidad que genera el “pago de peajes para vehículos fiscales en cumplimiento, falta de blindaje en vehículos militares, falta de chalecos antibalas para las dotaciones, transporte de personal y carga en vehículos sin protección balística, falta de equipamiento para retirar barricadas en la ruta”. Además, enfatiza la necesidad de tener comunicaciones satelitales permanentes en la zona debido a la falta de cobertura telefónica en los caminos.

Según señala el contraalmirante Parga en el documento titulado “Informe De Experiencias Estado De Excepción Constitucional De Emergencia En Las Provincias Del Biobío y Arauco 2021 - 2022”, la legislación vigente “contempla el no pago de peajes para vehículos fiscales dentro de la zona del Estado de Excepción Constitucional de Emergencia (EEC-E). Para el traslado de estos vehículos, fuera de esta zona, queda a voluntad de las concesionarias la eximición del pago”, lo cual identifica como “falencia”.

Para mejorar la situación, el oficial propone que “previo al despliegue Jedena debe elaborar un catastro de vehículos fiscales que transitan por autopistas pagadas para luego gestionar la eximición de pago. En el caso de autopistas fuera de la jurisdicción del Estado de Excepción Constitucional (EEC) considerar FOFI (fondo fiscal) para cancelación de Peaje", señala el informe.

Carencia de protección balística y blindajes para vehículos en la zona

En relación con la detección de faltas de blindajes en vehículos, Parga señala: “Los vehículos militares utilizados en Patrullajes Motorizados y para la QRF (unidades de reacción rápida) no cuentan con blindaje balístico capaz de proteger al personal” . Para ello propone la sugerencia de “limitar los patrullajes solo en vehículos blindados (Mowag) en zonas propensas a ataques armados. Para adquirir protección balística para vehículos para seguridad del personal y el éxito de la misión se requieren vehículos blindados para ingresar a áreas de mayor riesgo”.

En cuanto a lo que identificó como “falta de equipamiento para retirar barricadas en la ruta (motosierra, eslingas, cadenas)”, Parga describe que la prioridad de empleo de las unidades de reacción rápida (QRF) como concepto de apoyo por fuerza son por medios terrestres, por lo que, sostiene, el despliegue de esta fuerza requiere de velocidad para apoyar oportunamente a una unidad en contacto. 

Existen 2 avenidas de aproximación principales de Cañete al sur, las cuales son vulnerables a bloqueos por barricadas en su mayoría por corte de árboles. La QRF no cuenta con equipo capaz de despejar la ruta de manera rápida y eficiente (…) Se estima conveniente adquirir elementos mencionados con el fin de asegurar una correcta movilidad de las QRF.

Otro elemento que sorprende en el informe del marino es la “falta de chalecos antibalas" para tripulaciones de aeronaves.

“Debido al riesgo de recibir fuego por parte de grupos insurgentes, es necesario que las dotaciones de vuelo cuenten con la protección y equipamiento necesario de forma permanente para resistir un ataque desde tierra. Esto fue gestionado durante el año 2021 y los chalecos porta placa fueron asignados al grupo aeronaval Talcahuano de forma provisoria por parte del comando de fuerzas especial se recomienda dotar de manera permanente chaleco porta placa para las dotaciones grupales”, sostiene en su informe el oficial naval.

En cuanto a lo que identificó como “transporte de personal y carga en vehículos sin protección balística” el informe del contralmirante dice: “Los vehículos de este batallón no cuentan con la protección balística adecuada para personal y conductores en este tipo de operaciones”. Como medida para mejorar plantea: “Se recomienda adquirir vehículos que cuenten con las protecciones adecuadas ante posible emboscada en zonas de conflictos, en su defecto blindar vehículos, en cabina y cámara para una mejor protección del personal”.

Otro elemento significativo que se menciona en el documento reservado dice relación con dificultades para las comunicaciones en la zona. “Las comunicaciones satelitales son el único sistema de comunicaciones confiable y seguro por las condiciones geográficas del AOR, a diferencia de los otros sistemas que poseen en este puesto de mando, los cuales no tienen una cobertura adecuada. Contar con radios y teléfonos satelitales necesarios para el cumplimiento de las tareas destacadas en este tipo de situación, en donde los enlaces radiales se ven afectados por los obstáculos naturales y artificiales. Se estima conveniente revisar enlace de comunicaciones satelitales de la zona. Lo anterior reviste importancia ante emergencias”, destaca Parga en su informe.

Más Noticias

Más Noticias