Política

Lautaro Ríos, abogado de DD.HH, y borrador constitucional: "Es una copia de la Constitución boliviana"

El experto en derecho constitucional se trata recalcó que se trata de un “plagio vergonzoso, que no se condice con la tradicional madurez política del pueblo chileno ni con una reforma destinada a orientar nuestro futuro desarrollo”. 

Es por esto que instó a convocar a especialistas en derecho constitucional que redacten una Constitución “que sirva los intereses y necesidades de Chile y no imite constituciones extrañas". AGENCIA UNO/ARCHIVO
Es por esto que instó a convocar a especialistas en derecho constitucional que redacten una Constitución “que sirva los intereses y necesidades de Chile y no imite constituciones extrañas". AGENCIA UNO/ARCHIVO

El abogado Lautaro Ríos, experto en derecho constitucional y reconocido por su defensa de los derechos humanos en dictadura, cuestionó el borrador de Constitución desarrollado por la Convención, acusando que es “una copia” de la Carta Magna de Bolivia.

En una carta enviada a El Mercurio, Ríos expresó que “hace un par de meses, después de un estudio comparativo con otras constituciones contemporáneas, descubrí que el proyecto chileno, cuyo texto pasó a la comisión de Armonización de la nueva Constitución, no era más que una copia imitativa de la Constitución de Bolivia”, la cual era estudiada en la misma instancia.

El abogado Ríos recalcó que tras darse cuenta de esta situación, envió un estudio demostrativo al Diario Constitucional, dejando en claro que se trata de un “plagio vergonzoso, que no se condice con la tradicional madurez política del pueblo chileno ni con una reforma destinada a orientar nuestro futuro desarrollo”. 

“Curiosamente, nadie se ha atrevido a reconocer sus errores y si uno escucha las noticias acerca de la nueva Constitución, ellas se dividen entre los que están por el proyecto con retoques de aderezo y quienes se ubican en el campo contrario, pero sin atreverse a rechazarlo”, indicó el experto en derecho constitucional. 

Esta situación, que calificó de “actitud elusiva”, lo hizo denunciarla “por su falta de honestidad y compromiso con el futuro de nuestra patria”.

Lautaro Ríos dejó en claro que “el proyecto en Armonización no es más que una copia servil de la Constitución boliviana de febrero de 2009, que tal vez sea apta para el pueblo boliviano que la aprobó, pero que resulta una vergüenza para el pueblo chileno”, ya que éste responde a una tradición unitaria de “un solo Gobierno, un solo Estado, una sola nación”.

Ante el documento resultante de la Convención, el experto en derecho constitucional fue enfático en “rechazar un proyecto ajeno a lo que somos y a lo que requerimos para nuestro futuro desarrollo”.

Es por esto que instó a convocar a especialistas en derecho constitucional que redacten una Constitución “que sirva los intereses y necesidades de Chile y no imite constituciones extrañas que en nada nos representan”.

Más Noticias

Más Noticias