Tech

La alianza de Intel y Google para fabricar smartphones

El CEO de Intel anunció que la compañía saltará al mundo móvil con un acuerdo estratégico con Android, proyectando la aparición de su primer modelo para el primer semestre del 2012.

Por: 

Durante más de dos décadas la pareja de moda en el mundo de la informática ha sido Windows e Intel y al igual que las parejas de famosos a esta unión se le había buscado un nombre propio: Wintel. Es difícil buscar ejemplos de una unión más sólida y fructífera, al menos hasta hoy. La revolución de los ‘smartphones’ y las tabletas ha creado tensiones en la unión y este martes, mientras Microsoft presentaba en Anaheim, California, las primeras tabletas con Windows 8 construidas alrededor de la arquitectura ARM (la competencia de la arquitectura X86 de Intel), Paul Otellini, CEO de Intel, anunciaba en San Francisco un asalto al mundo móvil con un acuerdo estratégico con Android.

No es la primera vez que la compañía de Santa Clara trata de entrar en el mercado de los ‘smartphones’, pero hasta ahora sus intentos han sido poco fructíferos. Otellini cree que Intel tiene ahora los ingredientes necesarios: una familia de procesadores Atom mucho más eficiente y de menor consumo eléctrico y este acuerdo con el gigante de la red, Google, dueña del sistema operativo que ahora domina el espacio móvil.

La compañía ha mostrado los primeros modelos de desarrollo de sus teléfonos (las plataformas sobre las que los fabricantes luego crean sus productos) y Otellini ha asegurado: “esperamos estar en el mercado en la primera mitad de 2012 y vamos a estar centrados en exclusiva en el mercado Android”. Ambas empresas trabajarán en crear una versión de Android que aproveche a fondo las posibilidades de los procesadores X86.

La mejor oportunidad para Intel llegará sin embargo en 2013 cuando ponga en el mercado una nueva generación de procesadores fabricados con tecnología de 22 nanómetros (el número hace referencia al tamaño de los transistores integrados) y bautizada como Haswell. Estos procesadores podrán llegar a consumir hasta 20 veces menos que los modelos actuales, permitiendo ordenadores portátiles capaz de funcionar durante todo un día y tabletas y teléfonos que no habrá que recargar tan frecuentemente.

Más Noticias

Más Noticias