Cerrar
Cerrar publicidad
Cerrar
Testimonio de sobreviviente al ébola: “Supliqué que me ayudaran a morir” Testimonio de sobreviviente al ébola: “Supliqué que me ayudaran a morir”

Teresa Romero se convirtió en la primera contagiada con la enfermedad fuera del continente africano en octubre de 2014 y permaneció un mes internada.

Mundo

Testimonio de sobreviviente al ébola: “Supliqué que me ayudaran a morir”

Por 4 de Enero de 2017

Durante el 2014, se convirtió en la primera persona contagiada de ébola en Europa. La auxiliar de enfermería española se contagió de la enfermedad cuando atendía al misionero español Manuel García Viejo, quien fue repatriado desde Sierra Leona.

Fueron 30 días en que la mujer fue tratada hasta que le dieron el alta y a poco más de dos años de ese calvario, la mujer entregó su testimonio.

Fue en la última edición de la revista Enfermería Clínica, donde la mujer contó que los primeros síntomas fueron cuando “me estaba empezando a fallar los pulmones, sentía que me ahogaba y me costaba respirar, era una situación de agonía. (…) Entraron dos compañeros para aumentar el caudal de oxígeno. Los miré y les supliqué que me ayudaran a morir“.

“Sentía que la muerte me acechaba, un ente apoyado en mi hombro me esperaba tranquilo. Algo que no se puede explicar con palabras. Todavía hoy en día no sé cómo pude salir de ahí“, recordó la española que permaneció 30 días internada, de los cuales 25 fueron en aislamiento estricto, reveló Infobae.

El primer recuerdo que tiene de toda esa experiencia es del 7 de octubre de 2014, a las 2 de la mañana, cuando la trasladaron desde el Hospital de Alcorcón hasta el Hospital Carlos III, donde recorre el mismo trayecto que ha hecho miles de veces, “desde la entrada hasta la sexta planta”, pero esta vez como paciente y no como trabajadora del centro.

“Iba en posición decúbito supino, vestía un buzo blanco que me cubría todo el cuerpo, unos guantes y una capucha. Apenas podía respirar en tan pequeño habitáculo. Era un momento muy angustioso porque iba empapada en mis propios fluidos y sentía humedad por todas partes“, recordó.

Antes de concluir, Teresa destacó que “he sobrevivido para contarlo y, sobre todo, para poder compartirlo” y hasta el día de hoy se recupera de la infección. Un episodio que marcará su vida para siempre, pero que solo ella y quienes han vivido con la enfermedad pueden imaginar lo que vivió en aquellos días de octubre.

Suscríbete y recibe las noticias para comenzar el día

El Dínamo AM

Comenta este post