Cerrar publicidad
Cerrar publicidad

País

La marca de un cuestionado procedimiento: Crearán registro especial de heridos por balines de pintura

Un nuevo registro nacional de heridos por balines de pintura y el llamado del Colegio Médico y del INDH son solo algunas de las consecuencias al conocerse la lista de personas heridas tras la última marcha estudiantil gracias a una política institucional que ya había sido suspendida.

La marca de un cuestionado procedimiento: Crearán registro especial de heridos por balines de pintura
Por 19 de Abril de 2013

Una serie de reuniones ha mantenido ocupada a la plana mayor de la Unidad de Trauma Ocular (UTO) del Hospital Salvador, el recinto médico que recibe a los pacientes con problemas oculares severos del país, luego del creciente aumento de  personas heridas en sus ojos por balines de pinturas tras las últimas marchas estudiantiles.

Tal ha sido la preocupación de los especialistas,  que esta semana el recinto médico determinó la creación de un registro especial para los pacientes que ingresen al lugar por heridas sufridas en sus ojos por el impacto de una de estas ‘bolitas de goma’ rellenas de pintura, pequeños proyectiles que hoy son ocupados por la sección de Fuerzas Especiales de Carabineros para marcar a los que participan directamente en desórdenes públicos y que, supuestamente, son disparadas a las piernas de los manifestantes.

Sin embargo, el creciente número de heridos por estas municiones de pintura creó incluso la necesidad médica de llevar un registro de las víctimas, los que llegan a la UTO “solamente cuando hay protestas”, explica el médico oftalmólogo de la unidad, Dr. Felipe Vega , quien señala que el número de heridos por paintball “está absolutamente relacionado a las manifestaciones”.

“Hoy hay dos pacientes en relación a la última protesta estudiantil y antes de haber una protesta no vimos a pacientes de paintball en varios meses. Aparecen cuando hay protestas”, señala.

Este nuevo conteo de pacientes heridos con balines de pintura, sin embargo, apunta a “saber las lesiones del paintball, porque es una lesión nueva y la vemos particularmente relacionada con las protestas, pero nosotros tenemos un interés propiamente médico, no político. Nos interesa saber qué tipo de lesiones se producen”, explica el especialista.

El llamado del Colegio Médico y del INDH a Carabineros

Uno de los casos que llegó hasta la Unidad de Trauma Ocular del Hospital Salvador fue justamente el arquitecto de 58 años, Enrique Eichin quien, tras dos intervenciones quirúrgicas, finalmente perdió la visión total de su ojo derecho producto de un balín de pintura que recibió cuando se retiraba de la última manifestación estudiantil.

Precisamente el caso de Eichin fue tomado como ejemplo por el Colegio Médico y la Sociedad Chilena de Oftalmología para mostrar los riesgos de usar estos implementos, organismo que recomendó ayer al Gobierno suspender el uso definitivo de esos proyectiles en las futuras manifestaciones.

Esto, debido al peligro que representan para la salud de las personas, ya que al perder la visión de un ojo, el paciente incluso puede quedar totalmente ciego.

“La supresión de la visión de un ojo puede tener una mayor complicación en que la pérdida de un lado, por un asunto de reflejo, puede provocar la supresión de la visión del otro”, dijo el presidente del Departamento de Derechos Humanos del Colegio Médico, Álvaro Reyes.

En la ocasión además, los especialistas explicaron que el balín, al ser de solo de menos de 2 centímetros, choca directamente con el globo ocular sin que el golpe sea contenido en la órbita ósea. Eso produce “un estallido ocular”, donde la pared del ojo se rompe, liberando su contenido.

“El riesgo de tener una lesión grave en el ojo y perder la vista irrecuperablemente es súper alta”, señala  a su vezel médico oftalmólogo de la UTO, Felipe Vega.

El especialista, que estuvo presente en la petición del Colegio Médico, añade que según los estudios internacionales que se conocen de 120 casos que se revisaron, el  40% de las personas que llegaron con una lesión de balines de paintball, independiente dónde sea la lesión, quedó legalmente ciego. Eso quiere decir que la lesiones por paintball son extremadamente graves”.

Otro organismo que ha hecho un abierto llamado a las autoridades para detener el uso de los balines de pintura ha sido el Instituto Nacional de Derechos Humanos, quien a través de su directora, Lorena Fries, se reunió el miércoles pasado con cuatro heridos por balines de pintura en la última marcha estudiantil.

“Son todas lesiones en el ojo y da cuenta que no se está disparando de acuerdo a los protocolos. Nosotros hemos pedido que se nos muestren esos protocolos, Carabineros ha dicho que es un documento que tiene reserva y que no lo podemos conocer, cuestión que impide que el INDH pueda actuar interviniendo y sabiendo si esas normas están de acuerdo a los estándares de DDHH”, dijo en la oportunidad Lorena Fríes.

Sobre una posible querella en conjunto con los afectados, Fríes explicó que “nosotros no tenemos competencias legales para presentar una querella en este caso, pero vamos a acompañar a los afectados porque hubo violencia innecesaria por parte de Carabineros”.

La re-revisión de Carabineros

No es la primera vez que la utilización de balines de pintura por parte de Carabineros es criticada por distintos sectores. Ya en en septiembre del año 2010, Carabineros debió reconocer públicamente “errores de procedimiento” al ocupar balines de pintura para disolver una manifestación estudiantil en la Facultad de Arquitectura de la Universidad de Chile, según consignó esa oportunidad Cooperativa.

Aquella ocasión, la entonces subsecretaria de Carabineros Carol Bown debió salir al paso y anunció el retiro momentáneo del uso de balines de paintball en las manifestaciones estudiantiles.

Luego, otro método disuasivo fue fue duramente cuestionado. El uso de perdigones por parte de Carabineros fue criticado tras las agresiones de personal de Fuerzas Especiales a los manifestantes de zonas como Aysén o La Araucanía, donde varios niños sufrieron heridas por perdigones. Tras una fuerte presión, la institución debió salir a callar las críticas y anunció el estudio de métodos alternativos.

Sin embargo, durante el segundo semestre del año 2012 Carabineros volvió a usar los balines de pintura, para marcar a quienes participan directamente en desórdenes.

Luego, y tras conocerse los últimos casos, este lunes el general director de Carabineros, Gustavo González, nuevamente afirmó que se reevaluará el uso de balines de pintura.

“Desde el 2011 a la fecha, el país ha enfrentado una nueva realidad que dice relación con el orden público, y en contexto del derecho de reunión llevó a Carabineros a una adecuación de los métodos y procedimientos y ha debido definir nuevas estructuras en cuanto a dirección y control”, señaló tras asistir esta tarde a la comisión de derecho de reunión y seguridad pública de la Cámara de Diputados.

En conversación con El Dínamo, el general subdirector de Carabineros, el general inspector José Ortega señaló que “efectivamente se está reevaluando el manual de protocolo del uso (de los balines de pintura), porque esto no es algo que se haya utilizado al azar. Estos aparatos se han utilizado en varias manifestaciones y esta que fue masiva y agresiva resultó aparentemente alguien lesionado, pero estamos evaluando el manual , los protocolos, revisando el procedimiento, en eso estamos”.

Sobre otros mecanismos para marcar a quienes realizan desórdenes públicos, el general subdirector de Carabineros reconoce que “no tenemos otro método que no sea esto. Pero hay hasta competencia de eso. Es un juego esta cuestión, se utiliza para jugar. Nosotros no andamos jugando sí. Pero se utiliza. Estamos revisando el manual y los procedimientos como siempre lo hace la institución”.

Finalmente, el uniformado dijo desconocer las peticiones del INDH sobre la petición de tener acceso a los protocolos de uso de los balines de pintura.

Los cuatro casos que llegaron al INDH

Estos son los cuatro heridos por balines de pintura tras la última marcha estudiantil y que llegaron al INDH.

Enrique Eichin: El arquitecto de 58 años se retiraba de la manifestación acompañado de su pareja y sus dos hijas cuando recibió un balín de pintura en el ojo derecho. Tras dos intervenciones en la UTO del Hospital Salvador, el profesional perdió totalmente la visión.

Natalia Kamisato: la estudiante de Psicología de la Universidad Diego Portales, recibió un impacto en el lacrimal del ojo izquierdo, a milímetros del globo ocular. La estudiante recibió el apoyo de la comunidad académica de su facultad, la que declaró su “profunda molestia, indignación y preocupación por el uso desproporcionado de la fuerza policial en las marchas estudiantiles”. Ayer, los estudiantes de esa carrera se manifestaron pacíficamente en el barrio universitario y dejaron una carta en La Moneda.

Germán Grunert: También herido en su ojo derecho por un balín de pintura. También llegó a la UTO donde le diagnosticaron un fuerte trauma con la presencia de un cuerpo extraño, el que fue retirado. En el lugar le dijeron a que gracias que el impacto fue entre el hueso superior de la cavidad ocular y una pequeña porción del globo ocular, no perdió el ojo.

Fernando Pacheco: es el caso que menos repercusión mediática ha tenido. El estudiante del colegio José Luis Lagrange, de la comuna de La Cisterna recibió un balín de pintura cuando estaba a un costado del escenario de la última marcha estudiantil.También fue atendido en la UTO donde se le diagnosticó uveitis severa, una grave inflamación de la úvea, lámina intermedia del ojo situada entre la esclerótica y la retina, por lo que perdió parcialmente la visión.

Suscríbete y recibe las noticias para comenzar el día

El Dínamo AM

Comenta

Newsletter
El Dínamo AM

Suscríbete y recibe las noticias para comenzar el día