Síguenos en Facebook X
El Dínamo

Otra del vicepresidente de Argentina: ahora pide postergar declaración en otro caso judicial

Si el juez no concede aplazar la audiencia por presuntas irregularidades en la compra de un auto, Boudou asistirá a los tribunales como jefe del Ejecutivo, pues Cristina Fernández, viajará este martes a Brasilia.


Mundo

14 de julio, 2014

Autor:

EFE EFE

El vicepresidente argentino, Amado Boudou, procesado en una causa por presunta corrupción, pidió hoy postergar su citación a prestar declaración este miércoles en una causa por presuntas irregularidades en el trámite de la compra de un auto, informaron fuentes judiciales.

Boudou fue citado para prestar declaración indagatoria por el juez Claudio Bonadío, quien investiga la presunta falsedad de la documentación de un automóvil Honda, modelo 1892.

Si el juez no concede aplazar la audiencia, Boudou asistirá a los tribunales mientras esté a cargo del Ejecutivo, pues la presidenta argentina, Cristina Fernández, viajará este martes a Brasilia para participar el miércoles a la cumbre de Unasur-BRICS.

Inicialmente, Boudou debía presentarse ante Bonadío el pasado 1 de julio, pero como en esa fecha el vicepresidente estaba de misión oficial fuera del país, el juez le citó nuevamente para el 16 de julio.

El vehículo que es eje de este caso judicial fue comprado por Boudou hace unos veinte años y en un cambio de radicación del auto, presuntamente se introdujeron datos falsos en la documentación.

La defensa de Boudou alega que los cambios de datos en los documentos son responsabilidad de los gestores encomendados para hacer los trámites.

El auto era utilizado por Agustina Seguín, expareja del vicepresidente, quien ya fue indagada por el magistrado.

El vehículo, además, forma parte de una disputa legal entre Boudou y su exesposa, Daniela Andriuolo, quien, como parte de la división de bienes tras el divorcio, le reclama la mitad del valor del auto.

Según medios locales, en la documentación constaría falsamente que Boudou compró el auto antes de su casamiento con Andriuolo.

El vicepresidente es investigado en otra causa judicial, que lleva adelante el juez Ariel Lijo, en la que ha sido procesado por presunto cohecho pasivo y negociaciones incompatibles con su cargo en relación a la supuesta compra irregular de una imprenta de dinero. 

Comenta esta noticia