Cerrar publicidad
Cerrar publicidad

Nacional

Jefe de política tributaria de la OCDE arremete contra impuesto a los súper ricos: “Los países han abandonado esa política”

De acuerdo a David Bradbury, en el año 1999 un total de 12 naciones del grupo tenía legislaciones similares y hoy son sólo tres.

Jefe de política tributaria de la OCDE arremete contra impuesto a los súper ricos: “Los países han abandonado esa política”
Por 27 de Julio de 2020

“Los países han abandonado esa política, porque no recaudaron mucho”, aseguró el jefe de Política Tributaria y Estadísticas de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE), David Bradbury, en torno a la reforma constitucional que se debate en Chile para cobrar el denominado impuesto a los “súper ricos”.

Una verdadera quitada de piso a la iniciativa que durante esta semana se estará discutiendo en la Cámara de Diputados. Principalmente, según dijo Bradbury a Pulso de La Tercera, porque durante las últimas décadas varias naciones pertenecientes a la organización la han desestimado.

“En 1999 eran doce países y actualmente son sólo tres”, puntualizó la autoridad de la OCDE respecto a los impuestos a súper ricos.

Si bien Bradbury explicó que “desconozco los detalles de la propuesta en Chile” contó que “en relación a la experiencia de la OCDE es que solo un número pequeño de países tiene ese tipo de impuestos”.

“Los países han abandonan esa política, porque no recaudaron mucho dinero. No siempre es claro por qué se da esa situación, pero pensamos que en parte ocurre porque los contribuyentes evitan el pago del impuesto”, explicó.

La recomendación de la OCDE

Si bien el representante de la OCDE indicó que no sería el tiempo indicado para que los diferentes países trabajen en reformas estructurales de largo plazo, ya que estamos en medio de una fuerte crisis económica por el COVID-19, sí se mostró abierto a solucionar los problemas de equidad actuales en el mundo.

Para ello, Bradbury propuso en torno a las políticas tributarias procurar una mayor distribución de los recursos nacionales. Es decir, iniciativas donde no sólo se consideren pagos directos, sino que también una mayor entrega de servicios públicos.

Según Bradbury, la inversión es es vital en áreas como la salud y la educación. “De hecho, en la Ocde hemos observado que a la hora de redistribuir, casi dos tercios dependen de las transferencias, mientras que los impuestos son responsables de solo un tercio”, reveló.

Aconsejó  que lo mejor sería revisar por completo todo nuestro sistema tributario: “Si el objetivo es conseguir más ingresos para los gastos que requiere el Estado y si quieres un sistema comprehensivo, que vaya en contra de la desigualdad”.

Relacionados

Comenta