Onemi declara Alerta Preventiva en la Región Metropolitana por precipitaciones

Para esta semana se espera un sistema frontal que dejará fuertes lluvias en la zona centro-sur del país.

Por
Con este sistema frontal se esperan de 40 a 50 mm. de agua caída. AGENCIA UNO/ARCHIVO
Con este sistema frontal se esperan de 40 a 50 mm. de agua caída. AGENCIA UNO/ARCHIVO
Compartir

La Dirección Regional de la Onemi Metropolitana declaró Alerta Temprana Preventiva para la Región Metropolitana, por el evento meteorológico, vigente desde ayer sábado 14 de agosto de 2021, que traerá precipitaciones y que dejaría un total de 40 a 50 mm. de agua caída.

De acuerdo con la información proporcionada por la Dirección Meteorológica de Chile (DMC), mediante el Aviso Meteorológico CNA A204-2/2021 y el Pronóstico Público del día de hoy, se indicó que desde el lunes 16 de agosto, se registrarán precipitaciones normales a moderadas en la Región Metropolitana.

Desde la semana pasada que se viene anunciando este sistema frontal que dejaría intensas lluvias en la zona centro-sur del país, por lo que las autoridades ya monitorean la situación, según reveló ayer el ministro Rodrigo Delgado.

La declaración de esta alerta, se constituye como un estado de reforzamiento de la vigilancia, mediante el monitoreo preciso y riguroso de las condiciones de riesgo y las respectivas vulnerabilidades asociadas a la amenaza, coordinando y activando al Sistema Nacional de Prevención y Respuesta ante Desastres (SINAPRED), con el fin de actuar oportunamente frente a eventuales situaciones de emergencia.

La Onemi recomendó a la población informarse sobre las condiciones del tiempo; revisar y limpiar el techo y canaletas de las viviendas; mantener las vías de evacuación de aguas lluvias libres de tierra y desperdicios; evitar transitar a pie o en vehículos por zonas o caminos anegados; y evitar internarse en zonas montañosas, ríos, lagos y mar, especialmente cuando las condiciones meteorológicas sean desfavorables.

Junto con eso, el organismo invitó la población a permanecer en un lugar seguro y evitar salir, a menos que sea absolutamente necesario; informarse sobre las condiciones del tiempo; y alejarse del tendido eléctrico, grandes árboles y carteles publicitarios, ya que podrían colapsar debido al viento.