Síguenos en Facebook X
El Dínamo

154 holandeses viajaban a bordo Malaysia Airlines

Aún hay 47 personas cuya nacionalidad está por determinarse, según indicó un portavoz de la aerolínea.


Mundo

17 de julio, 2014

Autor:

Avion 3

La aerolínea Malasyan Airlines Europa informó hoy de que en el avión que se estrelló en el este de Ucrania con 295 personas a bordo iban pasajeros de nueve nacionalidades, entre ellos 154 holandeses.

El representante de la aerolínea, Huib Gorter, informó de que en el Boeing 777 que hacía el trayecto entre Amsterdam y Kuala Lumpur viajaban 154 pasajeros holandeses, 27 australianos, 23 malasios, 11 indonesios, seis británicos, cuatro alemanes, cuatro belgas, tres filipinos y un canadiense.

Gorter, durante una conferencia de prensa en el aeropuerto de Amsterdam-Schiphol, indicó también que aún hay 47 personas cuya nacionalidad está aún por determinar, al tiempo que precisó que en el aparato viajaban 280 pasajeros y 15 tripulantes de cabina, todos ellos de nacionalidad malasia.

Preguntado si entre las víctimas había también cuatro ciudadanos franceses, indicó que por el momento no podían determinarlo y que preferían “no especular con algo que causa tanto dolor”.

El representante de la aerolínea malasia indicó que la zona en la que ha ocurrido la tragedia se considera “segura” desde el punto de vista aéreo.

“No es un espacio de guerra para las aéreas y no fuese segura no la sobrevolaríamos”, afirmó Gorter, que subrayó que para la empresa “se parte de la hipótesis de un accidente, aunque desconocemos los indicios”.

El Boeing-777 siniestrado de Malaysia Airlines despegó hoy del aeropuerto de Amsterdam-Schiphol y desapareció de los radares cuando volaba sobre la región oriental de Donetsk, escenario de combates entre las fuerzas gubernamentales de Ucrania y los rebeldes prorrusos.

Las autoridades ucranianas afirman que el avión fue abatido por un misil en una zona de Donetsk que está bajo el control de los milicianos separatistas, mientras que los rebeldes prorrusos acusan a las fuerzas leales a Kiev de haber derribado el avión con un caza.

La Agencia Europea para la Seguridad Aérea (Eurocontrol) ha informado de que el Gobierno de Ucrania ha cerrado todas las rutas aéreas para los aviones que sobrevuelen el este del país.

Informó también de que “todos los planes de vuelo que se presenten para esas rutas serán rechazados por Eurocontrol. Todas las rutas permanecerán cerradas hasta nueva orden”.

El representante de la aerolínea asiática indicó que el avión, que partió a las 10.15 GMT de Amsterdam, se derrumbó a “15 kilómetros de la frontera ente Ucrania y Rusia” y la aerolínea perdió el contacto con el vuelo a las 12.15 GMT.

Gorter envió un mensaje de condolencias a los familiares de las víctimas y señaló que la aerolínea ha puesto a disposición de esas personas un número de teléfono de Amsterdam (+31 703 487 770), desde el que se les atiende.

“Nuestra prioridad en estos momentos es atender a estas personas que están sufriendo”, agregó.

Por su parte, el director del aeropuerto de Schiphol, Jos Nijhuis, dijo en la misma conferencia de prensa que estaban participando en la asistencia de los familiares de las víctimas.

La embajadora de Malasia en Holanda, Fauziah Mohd Taib, anunció por su parte que la legación diplomática en La Haya “estará abierta las 24 horas del día para atender a los familiares de las víctimas”.

Poco antes, el primer ministro holandés, Mark Rutte, mostró su conmoción por el accidente y afirmó que por el momento se mantiene “incertidumbre” en torno a lo sucedido, según un comunicado en el que también indicó conversó con el presidente de Ucrania, Petró Poroshenko, sobre la tragedia.

“Estoy profundamente afectado por las dramáticas informaciones sobre el vuelo MH17 de Malasia Airlines que viajaba de Amsterdam a Kuala Lumpur sobrevolando el territorio ucraniano”, declaró Rutte, quien ha interrumpido sus vacaciones para regresar a Holanda y seguir de cerca la situación.

Rutte señaló que sus “pensamientos” están ahora con los pasajeros del avión siniestrado, sus familiares y sus amigos.

El avión siniestrado volaba en un código compartido de las aerolíneas malasias, como MH17, y como KL4103 por la compañía holandesa KLM, que también mostró su pesar por el incidente sufrido por el vuelo MH17, con el número KL4103 de KLM.

El Gobierno holandés ha ordenado además que todas las banderas de los edificios del Gobierno central ondeen mañana a media asta en señal de duelo por las víctimas de la tragedia.

Por su parte, el ministro de Asuntos Exteriores, Frans Timmermans, conversó por teléfono con su homólogo ucranio, Pávelñ Klimkin, a quien insistió para que haya una investigación independiente sobre esta tragedia, informó la cadena de televisión NOS.

El mismo medio indicó que las autoridades ucranias se han comprometido a que haya una cooperación plena entre los dos países y a que en las pesquisas haya participación holandesa.

Comenta esta noticia