Cerrar publicidad
Cerrar publicidad

Actualidad

Violentas protestas contra el abuso policial desatan grave crisis en Colombia 

La muerte de Javier Ordóñez a manos de la policía ha hecho estallar de rabia a los colombianos que claman justicia. 

Violentas protestas contra el abuso policial desatan grave crisis en Colombia 
Por 12 de Septiembre de 2020

Dos noches de violentas protestas y duros enfrentamientos entre la policía y los manifestantes han dejado más de 10 muertos y un centenar de heridos en distintas ciudades de Colombia. La muerte de Javier Ordóñez, un abogado de 45 años, durante la noche del martes, ha hecho estallar de rabia a los colombianos ante el abuso policial.

Manifestaciones en Bogotá, Soacha, Cali, Medellín, Ibagué, Mosquera y Madrid han dejado como saldo la muerte de, hasta ahora, 13 personas, mientras que otras 403, entre civiles y policías, han resultado heridas, según el último balance del Ministerio de Defensa colombiano.

Junto a ello, se han registrado daños materiales, desde infraestructura policial incendiada hasta numerosos vehículos dañados, incluyendo patrullas y buses del sistema de transporte público.

“Quiero hacerles un llamado a la calma, la serenidad y a que haya confianza en las instituciones para que, con celeridad, las autoridades esclarezcan los hechos. No caigamos en la desesperanza ni la rabia, tampoco en quienes quieren capitalizar políticamente estas circunstancias”, señaló el presidente de Colombia, Iván Duque, en medio de la ola de violencia.

Investigación por muertes

La alcaldesa de Bogotá, Claudia López, detalló que ocho personas habían sido heridas de bala durante las manifestaciones en la capital colombiana.

“Asesinaron a Javier Ordóñez y dispararon indiscriminadamente a ciudadanos: Septiembre 9: 68 heridos, 7 muertos; Septiembre 10: 8 heridos por armas de fuego. Desobedecieron instrucciones expresas y públicas de la alcaldía. ¿Entonces a quién obedecen? Urge justicia, acción y reforma”, expresó la autoridad comunal a través de su cuenta de Twitter.

Los otros seis fallecidos corresponden a las protestas que ocurrieron en Soacha.

 

El ministro de Defensa, Carlos Holmes Trujillo, explicó que todas las muertes, incluida la de un joven de 17 años, están siendo investigadas e informó que se detuvo a 70 personas involucradas en los desmanes “por daño en bien público y violencia contra servidor público”.

La muerte que desató la indignación

Las protestas contra el abuso policial en Colombia comenzaron tras conocerse el caso de Javier Ordoñez, padre dos hijos, quien murió esta semana luego de recibir repetidas descargas eléctricas por parte de los policías que lo detuvieron e inmovilizaron en el suelo.

El registro de la detención muestra que a pesar de que Ordóñez pide a gritos que no lo maten, los policías lo ignoraron y no pararon de aplicarle las letales descargas con las pistolas de electroshock.

“Los estamos grabando, por favor, no le haga más, paren”, dice uno de los testigos que grabó el procedimiento.

Colombia

Detención de Javier Ordoñez

Fueron tantas las descargas eléctricas que recibió Ordoñez que tras el arresto debió ser trasladado a la Clínica Santa María del Lago, donde confirmaron su muerte.

Según el relato del jefe de la policía de Bogotá, coronel Necton Borja, los oficiales estaban respondiendo al desorden provocado por “personas alcohólicas” y que Ordoñez intentó “golpear a la policía” antes de comenzar el forcejeo.

El funcionario policial estimó que la víctima “fue sometida a un arma no letal” antes de ser trasladada a la comisaría donde presentó “complicaciones médicas”.

La alcaldesa López calificó la muerte como un “evidente abuso policial” y pidió “una sentencia ejemplar” contra la policía, además de “una reestructuración profunda y seria dentro de la fuerza policial”.

El ministro Trujillo aseguró que “los dos agentes ya están bajo investigación disciplinaria y penal” y pidió perdón.

“La policía nacional pide perdón por cualquier violación a la ley o desconocimiento de los reglamentos en que haya incurrido cualquiera de los miembros de la institución”, dijo el titular de Defensa.

Condena internacional

La Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) condenó enfáticamente los casos de “brutalidad y abuso policial” en Colombia.

En su cuenta de Twitter, el organismo internacional hizo mención al caso de Javier Ordoñez, quien murió “como consecuencia de los golpes y descargas eléctricas propinadas por agentes policiales mientras se encontraba sometido en el piso”.

El organismo internacional añadió que el uso de la fuerza por parte de las fuerzas de seguridad del Estado de Colombia “debe seguir los principios de legalidad, necesidad, razonabilidad y proporcionalidad, poniendo en el centro la protección de los derechos de todas las personas”, con el fin de evitar cualquier abuso policial.

“Todos estos hechos deben ser esclarecidos, investigados y sancionados”, señaló la CIDH.

“Actos aislados de violencia no convierten en una amenaza al orden público al movimiento social que ejerce sus derechos de libertad de expresión, reunión y asociación”, agregaron en referencia a las manifestaciones de los últimos días.

 

Relacionados

Comenta