Cerrar publicidad
Cerrar publicidad

Mundo

Al Assad advierte que Occidente pagará caro su apoyo a Al Qaeda en Siria

"Europa y EE.UU desean países sometidos y prestan ayuda financiera y logística a grupos terroristas", dijo el mandatario sirio en una entrevista con la cadena de TV estatal Al Ijbariya, además aseguró que la guerra en su país podría extenderse a la vecina Jordania.

Al Assad advierte que Occidente pagará caro su apoyo a Al Qaeda en Siria
Por 17 de Abril de 2013

El presidente sirio, Bashar al Assad, aseguró este miércoles que Occidente pagará caro su apoyo a la red terrorista Al Qaeda en Siria y advirtió de que si su régimen no gana la guerra el país desaparecerá.

En una entrevista con la televisión oficial siria Al Ijbariya, Al Assad dijo que “Europa y EE.UU desean países sometidos y prestan ayuda financiera y logística a grupos terroristas”, como el extremista Frente al Nusra, que lucha contra el régimen sirio y esta semana anunció su lealtad a Al Qaeda.

“Occidente ya ha pagado muy caro su apoyo a Al Qaeda en sus comienzos (en alusión al respaldo a los muyahidín en Afganistán). Ahora hace lo mismo en Siria, Libia y otros lugares y pagarán ese precio en el corazón de Europa y de Estados Unidos”, subrayó.

Al Asad denunció también que “Siria sufre intentos de un nuevo colonialismo, intentos de invadir el país con fuerzas de distintas nacionalidades”.

La amenaza contra Jordania 

Respecto a los terroristas, el presidente acusó a Jordania de permitir a “miles” de combatientes cargados con municiones entrar en Siria a través de sus fronteras.

Incluso fue más allá al advertir a Ammán que la guerra podría llegar hasta ellos;  “el incendio no se detendrá en las fronteras de Siria”, dijo.

Al Assad destacó que en su país se libra “una guerra en todo el significado de la palabra” y que él siempre anima a no rendirse aunque “el camino del diálogo sigue en pie”.

“No hay más opción que la victoria, y si no triunfamos, Siria desaparecerá, y no creo que ningún ciudadano acepte esta opción”, agregó, el mandatario, que considera que su triunfo está cerca.

Según Al Assad, “la fase de ansiedad estratégica ha terminado y no hay poder en la tierra que puede romper la firmeza del Ejército árabe sirio. Siria que acabará limpia muy pronto”.

Sobre las acusaciones contra su persona y las peticiones de dimisión, lamentó que algunos medios de comunicación le definen como un presidente rechazado, que se aferra al poder y que asesina a su pueblo.

“La verdad es que el puesto no tiene valor si no cuenta con el apoyo popular. Lo que debe combatir el responsable es por el respaldo popular y por eso digo que lo que decide el pueblo en este asunto es la base de la permanencia del presidente o su marcha”, apuntó.

Consultado por el diálogo nacional, el presidente dijo que es parte de una solución política en la quiere que participen todos los grupos, aunque criticó a la oposición.

“Las fuerzas (opositoras) que son volátiles y cambian de color como el camaleón y que permanecen en el extranjero no pueden ser calificada de patriotas”, apostilló.

También señaló que en el diálogo “se puede discutir cualquier cosa salvo la independencia de Siria y la intervención extranjera”.

La entrevista fue difundida con ocasión del aniversario de la independencia de Siria en 1946, cuando se puso fin a la presencia francesa en el país.

El conflicto que vive Siria desde mediados de marzo de 2011 ha causado ya más de 70.000 muertos, según cifras de la ONU.

Suscríbete y recibe las noticias para comenzar el día

El Dínamo AM

Comenta

Newsletter
El Dínamo AM

Suscríbete y recibe las noticias para comenzar el día