Caso Pascale Alvarado: uno de los imputados había confesado el crimen hace tres años

El hombre relató parte del crimen en una declaración que llegó a manos de la Fiscalía, sin embargo el ente persecutor penal no dio la orden de que se detuviera al sujeto, que hoy ya se encuentra en prisión preventiva.

Por
Caso Pascale Alvarado: imputado había confesado el crimen en 2017
Compartir

Nuevos antecedentes del caso de Pascale Alvarado, la joven de 17 años que habría sido asesinada en Puchuncaví en 2011 por dos hombres -que recién fueron puestos a disposición de la justicia la semana pasada- fueron revelados anoche por 24Horas.

El caso ha conmocionado a la comunidad de la Región de Valparaíso, ya que aún no es posible hallar el cuerpo de la adolescente, y porque se dio a conocer que uno de los imputados por el crimen – Miguel Soto Cruces- había confesado ante la Fiscalía parte de los hechos ocurridos el 8 de noviembre, cuando se le perdió el rastro a la joven.

En 2017, Soto sostuvo en una declaración que “la joven se acercó al vehículo, en ese instante los dos la subimos a la fuerza rápidamente a los asientos traseros poniendo los seguros, para posteriormente seguir nuestro camino hasta Cabildo”.

Según lo expuesto por 24Horas, dicha información fue recepcionada por el fiscal adjunto de Quintero, Mauricio Dunner Torres, quien decidió dejar a Soto en calidad de apercibido, sin ahondar en profundidad lo señalado por el ahora imputado.

El abogado de la familia de la víctima, Patricio Olivares, afirmó que a 24Horas que existían los antecedentes necesarios para haber ordenado una orden de detención en contra de Soto.

El nuevo fiscal a cargo de las investigaciones por el caso de Pascale Alvarado, Luis Ventura explicó por qué no se tomó la declaración como una confesión del brutal crimen.

“En la declaración de Miguel Soto, no se hace referencia a que la menor abordada por él junto a Ulloa era la Pascale Alvarado, y teniendo en consideración ello, y que no basta sólo con la confesión del imputado para obtener una sentencia condenatoria (…) se dispusieron nuevas diligencias. Es por ello que Miguel Soto es sometido a un reconocimiento fotográfico”, indicó el persecutor.

Miguel Soto y Mario Ulloa quedaron en prisión preventiva por la violación y muerte de la adolescente, durante los 120 días que dure la indagatoria, tiempo en el que se intentará hallar los restos de Pascale. 

Súmate ahora a EDICIÓN AM

Parte el día informado

Debes ingresar un email válido

Gracias por suscribirte!

Más Nacional

Últimas noticias

Populares