“Sólo los cobardes no pactan”

Conceptos como patria, república, Estado, son los que en este mes ad hoc –el del llamado cumpleaños de Chile– dan vueltas como volantines en el imaginario colectivo, más a la luz de polémicas como las suscitadas dentro y en torno a la Convención Constitucional.

Por Ximena Torres Cautivo Periodista y escritora › Actualizado: 00:57 hrs
“Sólo los cobardes no pactan”
Compartir

Hay algo de presagio en la magnífica serie “Patria”, basada en la novela homónima de Fernando Aramburu, que está disponible en HBO Max, y que para los españoles es “un espejo incómodo de la sociedad vasca tras años de cierta ruina moral ante los crímenes de la banda”. 

“La banda” es ETA, el movimiento terrorista independentista que debutó con un primer atentado en 1968 y cerró su desquiciado ciclo en 2010. ¿Resultados? 959 muertos, 6.389 heridos, 10 mil extorsionados, 279 presos. El libro y la serie (absolutamente recomendables ambos) no se centran en lo político ni en la épica de las reivindicaciones ni en la logística de los atentados; se detienen en mostrar cómo el sinsentido repercute en la vida cotidiana de un pueblo y sus vecinos, destruyendo amistades y afectos. Transformando, a través de la diaria y sistemática práctica de dividir a una comunidad en buenos y malos, la vida de todos en un infierno. 

El caso remite inevitablemente a las acciones de los grupos más extremos del Wallmapu, los que se oponen de manera radical a la idea de avanzar hacia un estado plurinacional y creen en la idea delirante, extrema y finalmente fascista de la autonomía separatista, que suele culminar con dolores humanos tan profundos como los que describe “Patria”.  

Conceptos como patria, república, Estado, son los que en este mes ad hoc –el del llamado cumpleaños de Chile–  dan vueltas como volantines en el imaginario colectivo, más a la luz de polémicas como las suscitadas dentro y en torno a la Convención Constitucional. En este contexto es importante precisar en qué consiste la plurinacionalidad de la que muchos hablan pero pocos entienden o aterrizan.

La pregunta es ¿qué se entiende en Chile por este término que aflora en los labios de candidatos de todas las layas en el agitado escenario constituyente y preelectoral?

Lo primero es definir “nación”, que alude a un conjunto de personas de un mismo origen que hablan un mismo idioma y tienen una tradición común. Un Estado plurinacional es la organización política y jurídica de una sociedad de varias naciones unidas en un solo Estado y sujetas a una única Constitución Política.  

Lo plurinacional es inclusivo, dialogante, abierto, y se opone tanto a la intransigencia del nacionalismo separatista de la ETA que bañó de sangre España por más de 40 años, como a la imposición centralista o supremacista de una de las varias naciones que integran el Estado definido como plurinacional por sobre las otras.   

El jurista Miquel Roca Junyent, uno de los 7 padres de la Constitución Española, texto que sucedió al franquismo y que está cerca de cumplir 50 años, rescató entonces así el concepto de un estado plurinacional: “Hoy coincidimos todos en alcanzar, por la vía de la autonomía, un nuevo sentido de la unidad de España; y coincidimos casi todos en dar al reconocimiento de la realidad plurinacional de la nación española el sentido de un punto final a viejas querellas internas”. Hoy este catalán sigue sosteniendo lo mismo: “Sólo los cobardes no pactan; siempre hay que buscar la convivencia de todos en armonía”. 

Súmate ahora a EDICIÓN AM

Parte el día informado

Debes ingresar un email válido

Gracias por suscribirte!

Más Opinión

Últimas noticias

Populares