Síguenos en Facebook X
El Dínamo

Ecosistemas: “Siempre hemos dicho que HidroAysén era un proyecto inmitigable e incompensable”

El presidente de la ONG Ecosistemas y coordinador internacional del Consejo de Defensa de la Patagonia (CDP), Juan Pablo Orrego, repasó el escenario luego de ocho años de campaña de defensa de la Patagonia chilena y en contra del proyecto de Endesa y Colbún.


Ambiente

2 de junio, 2014

Autor:

Hidroaysen_rios

A 8 días que el Comité de Ministros se pronuncie sobre HidroAysén, uno de los proyectos más controvertidos del sistema de evaluación ambiental por la oposición que ha despertado en un amplio espectro de la socoiedad, el presidente de la ONG Ecosistemas y coordinador internacional del Consejo de Defensa de la Patagonia (CDP), Juan Pablo Orrego, repasa el escenario luego de ocho años de campaña de defensa de la Patagonia chilena.

“Siempre hemos dicho que HidroAysén era un proyecto in-mitigable e incompensable, de hecho, in-evaluable. Sobre todo si se considera en su conjunto el componente de generación, las 5 centrales hidroeléctricas de embalse, y el componente de transmisión, la línea y sus torres, que sería una de las largas y altas del mundo, y atravesaría el 51% de territorio chileno. Por eso, desde la presentación del proyecto hemos sido tan enfáticos en declarar que HidroAysén es un proyecto descabellado ambiental y socialmente” enfatizó Orrego.

Sin embargo, como el gobierno ha dado luces sobre un posible rechazo definitivo al proyecto, subraya que “esperamos que por fin prime la cordura y que este proyecto desaparezca de la faz de la Patagonia y de la tierra”.

Tras ocho años de lucha contra la controvertida iniciativa de Endesa y Colbún, Juan Pablo Orrego mira hacia atrás y apunta que “esta ha sido una inesperada, intensa y bellísima campaña que se arraigó en la ciudadanía, son 8 años de trabajo con la gente de Aysén y de todo Chile”.

El experto es enfático al apuntar que HidroAysén debió ser rechazado por la Corema de Aysén el año 2008, en la primera administración de Bachelet, pero agrega que con todo, “hay que celebrar que el país vaya empujando estos cambios de visión, que ha hecho recapacitar a muchos, con el resultado que al parecer ahora se descarte definitivamente HidroAysén. Cuantos problemas se habría ahorrado el país si eso hubiera sucedido el 2008. Sin embargo, el aporte que ha hecho Patagonia Sin Represas a los movimientos sociales con análisis, denuncias y propuestas ha sido una tremenda ganancia, así es que por algo sucedieron así las cosas”.

A juicio del ecólogo como tareas pendientes, aún resta regular seriamente la minería, principal consumidor de electricidad del país, y causa de múltiples y graves impactos sociales y ambientales negativos, así como la fase industrial primaria, extractivista, neocolonial que tiene atrapado a nuestro país desde la colonia.

“Chile está exigiendo ir por cambios estructurales que desempantanen a nuestro país en materia política, social, ambiental y económica. Es un proceso de cambios radicales que nos debemos desde hace mucho tiempo, y que está tomando mucha fuerza desde diversos ámbitos y desde Arica a la Patagonia”, concluyó.

Comenta esta noticia