Déficit de profesores en los próximos años: ¿Cómo revertir este escenario?

En el marco del conversatorio ¿Por qué disminuyó la vocación de ser profesor en Chile?, que organizó la U. San Sebastián, diferentes actores del sector educacional plantearon sus propuestas con miras a motivar a que más jóvenes opten por una carrera docente.

Por › Actualizado: 16:27 hrs
En el marco del proceso de admisión 2021, se registró una caída de un 19% en las matrículas de carreras de Pedagogía. AGENCIA UNO/ARCHIVO
En el marco del proceso de admisión 2021, se registró una caída de un 19% en las matrículas de carreras de Pedagogía. AGENCIA UNO/ARCHIVO
Compartir

Según proyecciones de Elige Educar, en 2025, habría un déficit de más de 26 mil profesores idóneos en el país, lo que equivale a un 19% de los profesionales que se necesitarán para ejercer la docencia en las aulas.

Dentro de este contexto, el mayor déficit se presentaría en la Enseñanza Media (32%), donde los profesores más escasos serían los que imparten los ramos de Historia y Geografía, tras estimarse que faltará un 44%, y Ciencias Naturales, con un 40%.

En vista de ello, y con el fin de analizar posibles soluciones ante este escenario, la Universidad San Sebastián organizó el conversatorio “¿Por qué disminuyó la vocación de ser profesor en Chile?”, donde participaron como panelistas: el subsecretario de Educación Superior, Juan Eduardo Vargas; el director ejecutivo de Elige Educar, Joaquín Walker; el rector de la USS, Carlos Williamson; y la decana de la Facultad de Ciencias de la Educación de dicha casa de estudios, Ana Luz Durán.

Causas del problema

Si bien, durante la jornada se destacaron algunos avances registrados en los últimos para mejorar la carrera docente, al parecer no han sido suficientes.

Así lo reconoció el subsecretario de Educación Superior, Juan Eduardo Vargas, quien señaló que “si uno ve los gráficos y las encuestas, se da cuenta de que (dichos avances) no son percibidos totalmente por la población, es decir, no ha habido un correlato entre el esfuerzo que ha hecho el país, en términos de apoyar a los docentes, y el conocimiento y/o la percepción que tiene la población respecto de estas mejores condiciones. Entonces, me atrevería a decir que es una primera causa que puede explicar esto”.

Otra, indicó la autoridad de Educación, “es que los profesores no se visualizan o no tienen quizás claro cómo va a ser su carrera docente, en términos de la necesaria flexibilidad y capacidad de innovación que puedan tener en la sala de clases”.

A ello, se sumaría el tema de la valoración que hay de la profesión docente. “Desde el punto de vista de la valoración social, uno puede observar que, en efecto, la profesión de docente ha venido aumentando su valoración, al punto de que está casi en tercer lugar empatada con la profesión de los abogados. Sin embargo, hay algunos aspectos que llaman la atención, de los mismos estudios que hace Elige Educar, por ejemplo, se dice que un 78% de los padres apoyaría a alguno de sus hijos o hijas si es que quisiera estudiar la carrera de Pedagogía, pero todavía resta un 22% de padres que probablemente no lo miran con buenos ojos”, dijo el subsecretario.

Joaquín Walker, director ejecutivo de Elige Educar, agregó otro factor: “Hoy día deserta un 20% de los profesores dentro de los cinco primeros años de ejercicio”. Si bien, el abogado reconoce que ha habido una caída en esa cifra, dado que antes era de un 40%, sigue siendo un desafío la retención de los profesores. “Hay una causa ahí que es crítica y de la cual tenemos que hacernos cargo”, dijo.

El rector de la U. San Sebastián, Carlos Williamson, apeló a los incentivos para que los jóvenes estudien pedagogía. “Los estudiantes, cuando entran hoy a la universidad, tienen que ver cuánto me cuesta estudiar Pedagogía, y lo que pasó con la Beca Vocación de Profesor mostró que el incentivo económico incide, pero las exigencias para obtenerla se convirtieron en una barrera de entrada”. Sobre ese punto planteó bajar las exigencias del puntaje (de 600 a 550 puntos).

En ese sentido, ejemplificó que “a muchos estudiantes se les puede presentar la disyuntiva de estudiar una carrera como Pedagogía que es exigente, o bien, estudiar con Gratuidad, por ejemplo, Psicología, porque no tiene 600 puntos para acceder a la Beca. Entonces, hoy día las condiciones económicas tienen que estar dentro de las alternativas y propuestas de política pública para ir ampliando la cifra de estudiantes que quiera cursar Pedagogía”, agregó.

La autoridad universitaria indicó que la Beca Vocación de Profesor “está siendo aprovechada por estudiantes que tienen más altos ingresos, y con más puntos, porque los que tienen menos ingresos hoy están yendo a otras profesiones porque están en Gratuidad”.

Propuestas

En el marco del proceso de admisión 2021, se registró una caída de un 19% en las matrículas de carreras de Pedagogía, es decir, 2.214 estudiantes menos que en 2020.

Ante este complejo escenario, el director ejecutivo de Elige Educar afirmó que es fundamental apostar por la retención. Para ello, Walker planteó que una de las medidas más efectivas alude al “acompañamiento de los profesionales que están comenzando su ejercicio profesional, a través de los programas de mentorías. Es una medida muy valiosa, pero que todavía ha tenido un alcance muy bajo”.

Al respecto, el subsecretario de Educación Superior, Juan Eduardo Vargas, aseguró que es necesario “potenciar las becas de vocaciones tardías para profesionales de otras carreras que quieran enseñar, ya que es una muy buena vía a través de la cual podemos captar nuevos y buenos profesores”.

Con respecto a esto último, la decana de la Facultad de Ciencias de la Educación de la USS, Ana Luz Durán, señaló que “de los 29 programas de estudios de vocaciones tardías, solamente hay seis que están acreditados por la Comisión Nacional de Acreditación (CNA). Yo creo que aquí nosotros tenemos, más bien, un desafío cultural que abordar, en términos de que este tipo de programas son necesarios. Muchos profesionales se dan cuenta tardíamente de que quieren ser profesores, y el sistema tiene que ser capaz de darles una respuesta y una posibilidad de desarrollo laboral a aquellos”.

Adicionalmente, y como parte del conjunto de propuestas, también se sugirió anticipar los aumentos de remuneración que se establecen en la Ley de Carrera Docente.

Todas estas propuestas, que buscan hacer frente al déficit de docentes que tendría lugar en el corto plazo, también apuntan a asegurar una educación de calidad para los niños, considerando que “un profesor, en promedio en su trayectoria profesional, forma a 5 mil estudiantes. Los profesores son el factor que más incide en la calidad del aprendizaje dentro de los establecimientos educativos y, por lo tanto, abordar este desafío es un deber ético, no solamente por la cantidad de profesores que estamos proyectando que faltarían, sino por el impacto que eso tiene en la sala de clases y en el desarrollo integral de los niños, niñas y jóvenes de Chile”, concluyó Joaquín Walker. 

Súmate ahora a EDICIÓN AM

Parte el día informado

Debes ingresar un email válido

Gracias por suscribirte!

Más Educación

Últimas noticias

Populares

Recomendados