¿Qué factores propiciaron el estallido social en Guatemala?

El Congreso, en su mayoría integrado por el oficialismo de centro derecha y partidos afines, aprobó el miércoles pasado de madrugada un presupuesto de casi US$ 12.800 millones, un 25% más abultado que el de este año, desatando el malestar de la población.

Por
¿Qué factores propiciaron el estallido social en Guatemala?
Compartir

Miles de manifestantes en Guatemala salieron a las calles este fin de semana para manifestarse en contra del gobierno del Presidente Alejandro Giammattei en una serie de protestas que culminaron con parte del Congreso en llamas luego que se aprobara el presupuesto para el próximo año que no contemplaba aumentos ni en salud ni educación.

Según reportes de medios locales, el fuego fue provocado por un grupo de encapuchados que logró ingresar a la sede del Legislativo después de romper puertas y ventanas.

Si bien el incendio pudo ser apagado en cosa de minutos, afectó algunas oficinas, incluyendo mobiliario y archivos. Más de 40 personas fueron detenidas, 14 recibieron asistencia médica, al menos dos manifestantes sufrieron traumas oculares y uno perdió el ojo, según la información entregada por la Procuraduría de los Derechos Humanos de Guatemala.

“Reitero que se tienen el derecho de manifestar conforme la ley. Pero tampoco podemos permitir que se vandalice con la propiedad pública o privada. Al que se le compruebe su participación en estos hechos delictivos les caerá todo el peso de la ley”, escribió en su cuenta de Twitter Alejandro Giammattei cuando comenzaron las protestas.

 Guatemala estallido

Imagen: @ruda_gt

El detonante del estallido

El Congreso de Guatemala, en su mayoría integrado por el oficialismo de centro derecha y partidos afines, aprobó el miércoles pasado de madrugada un presupuesto de casi US$ 12.800 millones, un 25% más abultado que el de este año.

La mayoría de los fondos están dirigidos a la construcción de infraestructuras en concesiones al sector privado y no prevé un aumento ni en salud ni en combatir la desnutrición infantil, considerando que el 59,3% de los casi 17 millones de habitantes vive bajo la línea de la pobreza y la desnutrición infantil afecta a casi el 50% de los niños menores de cinco años.

“Nos planteamos la reducción de gastos de funcionamiento, enfocando esos recursos para la atención de las prioridades de país”, dijo Giammattei, desencadenando el malestar de la población que terminó con violentas protestas.

Según un análisis del portal Plaza Pública, el presupuesto también contemplaba una reducción en los dineros para la universidad pública y el poder judicial, al tiempo que se destinaban 100 millones de quetzales (más de US$12 millones) para una nueva sede del Congreso.

Sin embargo, luego del violento fin de semana, el día de ayer, las autoridades decidieron suspender el polémico presupuesto.

La Junta Directiva del Congreso de Guatemala, liderada por Allan Rodríguez, anunció que “con la finalidad de mantener la gobernabilidad del país y la paz social, hemos acordado suspender el trámite del presupuesto de ingresos y egresos del Estado y del Organismo Legislativo 2021”.

A pesar de ello, Alejandra Márquez, directora de la escuela de Ciencia Política de la Universidad de Talca, indicó a EL DÍNAMO, que el panorama podría no ser tan auspicioso: “El escenario político en Guatemala es cada vez más incierto, ya que los problemas se arrastran hace tiempo y ahora que la sociedad empezó a reclamar no habrá vuelta atrás. No se trata solo de cosas puntuales como el manejo de la pandemia o lo que ocurrió hace días con la aprobación del presupuesto, sino en general con la corrupción existente. La aprobación del presupuesto fue la gota que rebalsó el vaso que considera un fuerte endeudamiento, sin velar por aspectos sociales”.

La relación entre el mandatario y su vicepresidente, Guillermo Castillo, está quebrada. A pesar de que Giammattei defendió los presupuestos aprobados y la actuación de los agentes de orden, el vicepresidente Castillo apuntó a la necesidad de que la Fiscalía abra una “investigación seria” sobre la quema del Congreso. En ese sentido, reforzó la idea de que “son claros los hechos vandálicos y también el uso excesivo de la fuerza policial”, distanciándose así de la postura del jefe de Estado.

“Ante distintas decisiones de Gobierno que afectan intereses de la población, solicité al Presidente Giammattei presentar nuestra renuncia irrevocable y que una instancia de personas notables proponga al Congreso las ternas respectivas. Insostenible continuar en estas condiciones”, escribió en su cuenta de Twitter.

La corrupción del coronavirus

El Presidente de Guatemala, Alejandro Giammattei, de 64 años, asumió el cargo el 14 de enero de 2020 y desde entonces ha sido criticado por la mala administración de recursos públicos en los ministerios de Salud Pública y Asistencia Social (MSPAS), el de Cultura y Deportes y Ministerio de Desarrollo Social (Mides).

Según indica el medio Prensa Libre de Guatemala, las denuncias son por favorecer a determinados proveedores en las adquisiciones públicas y posibles fraudes.

También se cuestiona la falta de transparencia en los registros de donaciones recibidas durante el estado de calamidad en medio de la pandemia del coronavirus por parte de la Coordinadora Nacional para la Reducción de Desastres (Conred).

Actualmente hay cuatro investigaciones abiertas en el Ministerio Público.

Estructura de corrupción en el MSPAS

En abril, cuando recién iniciaba la escalada de contagios de coronavirus, la Comisión contra la Corrupción denunció una estructura que confabuló en el MSPAS para cometer fraude contra la institución.

Favoritismo en la compra de pruebas

Según el medio antes señalado, en la fiscalía hay en marcha una investigación para determinar si el MSPAS favoreció a la empresa Labymed S.A. con la compra de pruebas para detectar coronavirus. La investigación surgió a raíz del cuestionamiento de un grupo de diputados.

Asesores en Cultura y Deportes

El 9 de septiembre se reveló  “un exceso de contrataciones de asesorías que no generaron beneficios o inversión”, según los denunciantes.

Falta de transparencia en donaciones

Durante los siete meses que duró el estado de calamidad, la Coordinadora Nacional para la Reducción de Desastres no visibilizó las donaciones que recibió el Estado de parte de empresas.

Guatemala registró este fin de semana la muerte de 10 personas por coronavirus y 660 nuevos contagios, por lo que suma un total de 4.074 decesos a causa de la enfermedad y 118.417 casos de personas contagiadas en total, según la última actualización de datos del Ministerio de Salud. 

Súmate ahora a EDICIÓN AM

Parte el día informado

Debes ingresar un email válido

Gracias por suscribirte!

Podcasts El Dínamo

Más Actualidad

Últimas noticias

Populares