Cerrar publicidad
Cerrar publicidad

Mundo

Obama: EE.UU. está "preparado" para defenderse de amenazas de Corea del Norte

El mandatario efectuó estas declaraciones en una conferencia de prensa conjunta con su homóloga de Corea del Sur, Park Geun-hye. En tanto, el Ejército de Corea del Norte amenazó con realizar "contraataques inmediatos" si EE.UU y Surcorea violan su soberanía territorial en el ejercicio militar que realizan.

Obama: EE.UU. está "preparado" para defenderse de amenazas de Corea del Norte
Por 7 de Mayo de 2013

El presidente de EE.UU., Barack Obama, subrayó este martes que su país está “totalmente preparado” para defenderse y apoyar a aliados como Corea del Sur ante las amenazas de Corea del Norte.

“Estados Unidos y Corea del Sur están más unidos que nunca”, dijo Obama al considerar que los intentos de Corea del Norte por debilitar esa alianza “han fracasado”.

El mandatario efectuó estas declaraciones en una conferencia de prensa conjunta con su homóloga de Corea del Sur, Park Geun-hye, tras reunirse con ella en la Casa Blanca.

Según el mandatario estadounidense, que pidió a Pyongyang que siga el ejemplo de países que han emprendido reformas democráticas como Birmania, Corea del Norte “está cada vez más aislada”.

El enfoque de EE.UU. sobre Corea del Norte es compartido con Seúl, anotó Obama, quien agregó que ambos países están “abiertos” al diálogo si Corea del Norte elige “un camino pacífico hacia la desnuclearización”.

No obstante, “responderemos a una agresión y no recompensaremos las acciones provocativas”, aclaró Obama.

Por su parte, Park subrayó que Corea del Norte “no será capaz de sobrevivir” si persigue tener armas nucleares “a expensas de la felicidad de su pueblo”.

La reunión que tuvieron a puerta cerrada en la Casa Blanca Park y Obama antes de la conferencia de prensa estuvo centrada en las recientes amenazas nucleares de Corea del Norte contra Corea del Sur y EE.UU., entre otros asuntos.

Ambos mandatarios emitieron una declaración conjunta para fortalecer la relación entre los dos países en coincidencia con el sexagésimo aniversario de la alianza bilateral.

“Estados Unidos sigue firmemente comprometido con la defensa de la República de Corea, en particular mediante la disuasión y el abanico completo de capacidades militares estadounidenses, tanto convencionales como nucleares”, destaca esa declaración.

“Estamos resueltos a seguir defendiendo a nuestros ciudadanos contra las provocaciones de Corea del Norte”, aseguran los dos Gobiernos en la declaración, divulgada por la Casa Blanca.

Pionyang, fiel a su estilo belicista

El Ejército de Corea del Norte amenazó en esta jornada con realizar “contraataques inmediatos” si Estados Unidos y Corea del Sur violan su soberanía territorial durante el ejercicio militar que ambos llevan a cabo esta semana en aguas surcoreanas del Mar Amarillo.

“Las unidades del Ejército Popular de Corea en el frente suroeste lanzarán contraataques inmediatos en caso de que un solo proyectil caiga sobre las aguas territoriales de nuestro lado”, advirtió el Mando de las Fuerzas Armadas norcoreanas en un despacho publicado hoy por la agencia estatal KCNA.

En su habitual retórica belicista el Ejército norcoreano añadió que, en el hipotético caso de que los aliados respondieran al citado contraataque, “todas las fuerzas de artillería convertirán las cinco islas surcoreanas del Mar del Oeste (Mar Amarillo) en un mar de llamas” con sus misiles.

En su comunicado, las Fuerzas Armadas del régimen explicaron que consideran las nuevas maniobras de los aliados “una provocación militar premeditada” y “un intento de avanzar del actual estado de guerra a una guerra real”.

Corea del Norte suele realizar este tipo de amenazas cada vez que las fuerzas armadas combinadas de Corea del Sur y Estados Unidos llevan a cabo maniobras militares en la región, algo que sucede varias veces al año.

Destaca, sin embargo, que en esta ocasión la ofensiva retórica norcoreana ha llegado en un momento de tensa calma, después de que el régimen concluyera a mediados de abril una inusualmente intensa campaña de hostilidades que elevó a niveles extremadamente altos la tensión en la península coreana.

El nuevo ensayo militar de Corea del Sur y Estados Unidos en el Mar Amarillo, iniciado ayer y que se prolongará hasta el viernes, incluye un submarino nuclear, varios destructores y aviones de vigilancia marítima bajo el objetivo de evitar ataques submarinos.

No obstante, Corea del Norte optó por retirar dos misiles de una plataforma de lanzamiento localizada en el este del país, llevándolos a instalaciones de almacenamiento, indicaron funcionarios estadounidenses a las cadenas de televisión CNN y CBS.

Los misiles de medio alcance Musudan, colocados en abril en la plataforma de lanzamiento, generaron temores durante semanas ante las amenazas del régimen norcoreano de atacar Corea del Sur y Estados Unidos.

Suscríbete y recibe las noticias para comenzar el día

El Dínamo AM

Comenta

Newsletter
El Dínamo AM

Suscríbete y recibe las noticias para comenzar el día