Cerrar publicidad
Cerrar publicidad
ESPECIAL Coronavirus en Chile: casos confirmados, muertes y últimas noticias ver más

Actualidad

El retorno de A Esta Hora Se Improvisa 47 años después

El espacio, en esta oportunidad, contará con la conducción de Nicolás Vergara y con un panel compuesto por Claudia Bobadilla, Javiera Parada, Óscar Landerretche y Cristóbal Bellolio.

El retorno de A Esta Hora Se Improvisa 47 años después
Por 13 de Agosto de 2020

El recordado programa A Esta Hora Se Improvisa, señalado como uno de los pioneros en cuanto a espacios de debate político en la televisión chilena, regresará a las pantallas de Canal 13, a 47 años de su último episodio, cuando era conducido por el publicista Jaime Celedón.

Durante sus cuatro años al aire contó con diversos panelistas, quienes representaban tanto a la oposición como al entonces gobierno de Salvador Allende. En el listado se encuentran nombres como Jaime Guzmán, Germán Becker, Enrique Campos Menéndez, Julio Martínez, José María Navasal y Jorge Navarrete.

Cada domingo, contaban con un invitado relacionado a la política y que, según consigna el libro “La historia de la TV en Chile” de María Luisa Hurtado, los conflictos que se originaban durante la conversación, en lo particular pasaban o a la prensa o al Congreso. El programa estuvo al aire hasta el 9 de septiembre de 1973, dos días antes del golpe militar, lo que efectivamente provocó su cancelación en la parrilla de Canal 13.

Casi cinco décadas más tarde, A Esta Hora Se Improvisa regresa a las pantallas de Canal 13 (lunes 17 de agosto después de Tele13), esta vez al mando del periodista Nicolás Vergara, quien se ha desempeñado tanto en el ahora canal privado como en La Red hasta fines de los 90. Además, entre 2002 y 2004, Vergara fue director de Prensa de Canal 13, participando en diversos programas.

“Es un tremendo desafío y un peso grande, sobre todo porque uno se va a enfrentar a audiencias que no solo no vieron A Esta Hora Se Improvisa, sino que no estaban vivos cuando dejó de transmitirse. Por lo tanto, ha adquirido una condición de ícono y entonces, pucha que es complicado hacerse cargo de un ícono, en el caso mío, como es Jaime Celedón. No es tarea fácil, era un coloso de las comunicaciones, muy relevante en esa época”, explicó el comunicador en conversación con EL DÍNAMO.

En ese sentido, asume que es “un desafío complejo” porque además hay que enfrentarse a expectativas distintas. No es la misma expectativa que tiene del programa la gente que lo vio o la gente que estuvo más cerca, que lo conoció por referencia, que la gente que solo lo ve como un ícono de la TV chilena, pero que no vivió el momento. Son demasiados públicos distintos, con demasiadas percepciones y expectativas distintas”.

Por otro lado, Vergara se encargó de dejar en claro que este programa ni siquiera se acerca a lo que son, por ejemplo, Estado Nacional y Mesa Central. “No tiene nada que ver. No te puedes diferenciar porque son distintos, no puedes buscar diferenciación. Este es un programa que se habla de sociedad y a través de la sociedad se habla de política”, afirmó

“Alguien me dijo, no sé si lo comparto, que este es una especie de programa que se habla de política sin políticos profesionales. Lo que pasa es que este es un programa de conversación. No es un programa de entrevista ni de debate. Es como era A Esta Hora Se Improvisa, un programa de conversación donde la gente se sentía invitada a participar desde sus casas”, afirmó.

En cuanto al horario que ocuparán, las 22:30 hrs., Nicolás Vergara calificó esto como un “acto de generosidad” de Canal 13 al abrir un espacio en el bloque prime. “Creo que en muchos países similares, por ejemplo en Argentina, en prácticamente toda la televisión el prime time está dominado por programas periodísticos. Ojalá podamos llegar a eso porque hay mucha necesidad de conversación y debate”, planteó.

El panel, en tanto, estará compuesto por cuatro reconocidos nombres como la abogada Claudia Bobadilla; la ex agregada cultural Javiera Parada; el ex presidente de Codelco, Óscar Landerretche; y el cientista político, Cristóbal Bellolio.

“Se puede conversar, aprender e intercambiar ideas”

Cristóbal Bellolio será uno de los panelistas que formarán parte del arranque de A Esta Hora Se Improvisa, y en conversación con EL DÍNAMO, deja en claro que su invitación a ser parte de esta nueva apuesta es “independiente del peso histórico del programa”.

“Me hubieran invitado de un programa similar y habría dicho que sí igual, no sé, pero tocó que fue este. Pero por un lado mejor porque para mí es un poco incómodo en general, no siempre pero en general, los programas en los cuales el cuoteo es demasiado obvio y cada panelista tiene que ir a defender una posición muy específica: defender un partido o un sector. Al final hay poca conversación, poco diálogo, nadie está dispuesto a escuchar mucho al otro, lo que cada uno va a ser es dar su discurso para que la gente lo tenga más o menos claro y cada barra aplauda al suyo”, afirmó.

En ese sentido, el analista político aseguró que ese modelo de programa no es de su elección, puesto que no se siente parte de un sector en específico. “Gozo de la libertad de poder analizar qué cosas me parecen positivas y negativas de distintos sectores, de distintas posiciones, de distintos actores. Sino porque además quiero ir a un programa donde se puede conversar, se puede aprender de otra persona, de intercambiar opiniones, donde se pueda complementar lo que otro dice y eso yo creo que este programa lo va a tener. Por lo menos en el piloto que grabamos esa fuera la sensación que me dio”, explicó.

Por lo mismo, Bellolio espera que A Esta Hora Se Improvisa no cuenta solo con invitados ligados a la política, puesto que “me gustaría conversar con perspectiva de las cosas que están pasando en el mundo y esas no siempre están en clave político-partidista. Me parece mucho más interesante hablar con personas que no solamente vayan a vender una pomada, sino que vayan a contarnos sus investigaciones, recepcionar junto a nosotros. Me daría una lata enorme que llegara a alguien a defender una posición”.

“Creo que el objetivo del programa es que cada uno también reflexione de los puntos ciegos de su propia posición. Eso no resulta mucho cuando alguien va a recitar un credo. No sé quiénes van a ser los invitados, pero ojalá tengan la flexibilidad para poder más que debatir, más que ir a ganar un argumento, a conversar, a dialogar, enseñar y aprender”, sentenció.

Tras confirmar que sería parte de este nuevo espacio en Canal 13, el docente, además, revisó algunos episodios históricos del programa, como por ejemplo el que se emitió tras la victoria de Salvador Allende en las urnas, donde estuvo invitado José Tohá, ministro del gobierno de la Unidad Popular. “Me llamó mucho la atención el ritmo, muy cansino, muy reposado, caballeros de otra época, fumándose un pucho y discutiendo en blanco y negro”, contó.

“Obviamente que, a pesar que me han dicho del canal que la apuesta es más editorial que de rating, eso por supuesto es bueno para mí, porque significa que más que la espectacularidad de la cuña o el dramatismo de un conflicto inventado, lo que se busca es que se muestre que cuando todos dicen que estamos polarizados, bueno, puede que en cierto sentido el mundo político sí lo esté, pero eso no significa que personas que vienen de distintos mundos no puedan encontrar claves y puntos en común. No sé si es que va a ser igual de cansino que el anterior, yo creo que estamos todos un poquito más acelerados, pero la idea es que también uno pueda tener cierta tranquilidad para pensar y no esté tan prisionero de la rapidez de los tiempos de la televisión”, planteó.

Chile de ayer y el Chile de hoy

A la hora de referirse respecto a la similitud que podría existir entre estos dos periodos de Chile en el que A Esta Hora Se Improvisa es parte de la parrilla programática de Canal 13, Cristóbal Bellolio es claro en sostener que “entiendo que hay gente que quiere ver ciertas similitudes, a mí no me gusta mucho ese ejercicio. Se transforman como en profecías autocumplidas”.

“Si es que se refieren a que hay polarización política, puede ser, no sé si sea igual o no a la que había en esa época. Yo quiero creer que no, tiendo a creer que en ese entonces la derecha estaba aún más atrincherada en sus posiciones. Me parece que hoy día hay una derecha más joven que ha entendido un poco, por así decirlo, el mensaje de las calles que está dispuesta a reevaluar su rol como élite”, dijo.

Luego, respecto a la izquierda, agregó que “era mucho más presa de sus utopías e ilusiones de encontrar a un hombre nuevo y prácticamente ponen el marcador en cero. Hoy día, la mayoría de la izquierda es democrática, si bien, obviamente, viene de ciertas ambiciones de cómo le gustaría que el país marchara”.

Sobre este mismo tema, Nicolás Vergara fue claro en plantear que dichas comparaciones ocurren porque muchos se acuerdan del ’73, último año en que A Esta Hora Se Improvisa estuvo al aire. “El programa fue entre el 69 y el 73, el ciclo fue mucho más largo. Yo pensaría más bien que si quieren compararlo con algo, compárenlo -en cuanto a épocas- cuando empezó el programa, cuando estaban por enfrentar las elecciones Allende y Alessandri, donde había mucho en discusión. Hagámonos cargo de la historia completa”, sostuvo.

Relacionados

Comenta