Fernando Paulsen, José Antonio Neme y Álvaro Salas lideraron las denuncias al CNTV en enero

Durante el primer mes del año, el organismo recibió 1.156 denuncias ciudadanas, superando las 139 registradas el mismo mes del 2020.

Por
Los periodistas y el humorista fueron los principales rostros cuestionados en enero. (Agencia Uno/Archivo).
Los periodistas y el humorista fueron los principales rostros cuestionados en enero. (Agencia Uno/Archivo).
Compartir

El Consejo Nacional de Televisión (CNTV) dio a conocer que durante enero se presentaron un total de 1.156 denuncias ciudadanas, superando con creces las 139 registradas el mismo mes del 2020.

Las presentaciones fueron lideradas por el periodista Fernando Paulsen con 726, luego de que el 24 de enero en el programa Tolerancia Cero de CNN Chile se refirió al Partido Republicano, y según los denunciantes lo calificó de “secta” y lo “descalifica sin fundamentos a quien no comparte su visión política”.

Además, aseguraron que el periodista “daña imagen y honra del Partido Republicano”, “ofende la dignidad de todos los miembros del partido” y sostuviron que no tiene “pluralismo ni democracia ni objetividad”.

En segundo lugar, el CNTV recibió 280 denuncias durante enero por las declaraciones de José Antonio Neme en Hola Chile el 7 de enero, respecto al procedimiento de la PDI en Temucuicui que dejó un funcionario muerto. Según los denunciantes, el periodista “cuestiona el procedimiento realizado por PDI señalándolo como un montaje”, “ofende a la Institución y a la familia del policía fallecido”.

Por otro lado, creen que Neme “demuestra un sesgo a la hora de entregar información y nula sensibilidad al dar una opinión” y vulnera “la ética periodística”.

El Festival de Las Condes no quedó ajeno a las denuncias que recibió el CNTV durante enero. Precisamente, fue la rutina de Álvaro Salas la que motivó las 15 presentaciones, las que aseguraron que el humorista “presenta una clara discriminación, racismo y xenofobia”, además de hacer “referencia a los embarazos de manera burlesca”. Por último, “hace referencia al color de piel de los niños comparándolos con el color de los pizarrones”. 

En esta nota