Cerrar publicidad
Cerrar publicidad

País

Longueira dispara: “Esta es una derecha destructiva, chaquetera y pesimista”

El ministro de Economía, aborda con ojo crítico el momento que viven los partidos del oficialismo y sus candidatos a sólo 7 meses de las elecciones. Defiende la obra del actual Gobierno y rol de Mandatario, al tiempo que apuesta por que la derecha difunda su obra. "Todos están mejor que hace cuatro años", dice.

Longueira dispara: “Esta es una derecha destructiva, chaquetera y pesimista”
Por 19 de Abril de 2013

Tras casi dos años en el Gobierno, el ministro de Economía, Pablo Longueira, ha destacado por su lucha en contra de los abusos y por transformase en uno de los más fieles escuderos de su otrora rival, el mandatario, Sebastián Piñera.

En diálogo con Revista Capital, señala que “lo que ocurre es que dentro de esa derecha destructiva, chaquetera y pesimista, la primera víctima es el presidente. ¡Por Dios que les cuesta reconocerle que ha sido un tremendo presidente! Qué país del mundo puede exhibir los resultados de éste. Más que aprender, he conocido a un presidente dedicado 100% en cuerpo y alma a hacer bien las cosas, a hacer las transformaciones macro y micro que necesita el país, poniéndose metas grandes y ambiciosas en cada sector. No es casualidad que Chile haya vuelto al camino de alcanzar el desarrollo en estos últimos tres años, a pesar de la recesión y el tsunami”, señala.

Este ingeniero civil, conocido por su “muñeca” y su gran talento como operador político, reconoce que la contienda de las cartas de la derecha, Andrés Allamand y Laurence Golborne, de cara a Michelle Bachelet está difícil. Pero se apura a añadir que le da rabia que la derecha ande “lloriqueando” con la sensación de que está todo perdido.

En esta línea, es enfático al apuntar que a sólo 7 meses de las elecciones, ve “debilitados” a los partidos oficialistas. “Entregados a las encuestas, al clima que instala la fronda y sin claridad ni liderazgo para enfrentarlo. Y cuando a la derecha le ocurre eso, todos se convierten en unos opinólogos y el pesimismo copa el escenario”, detalla. 

Es por ello que sostiene que “el período más exitoso de la derecha, han sido estos últimos 25 años. No hay generación de derecha que pueda exhibir un triunfo más notable que esta en la batalla de las ideas. Chile ha llegado al lugar de privilegio en que está porque se implementó nuestro ideario político y económico”.

Al ser consultado por su receta para que el oficialismo enfrente la próxima contienda electoral, el ministro indica que debe primar “la audacia y liderazgo. Tendremos uno de los escenarios más favorables para las elecciones desde que retornamos a la democracia. Un gran gobierno de derecha que podrá pararse en cada población, en cada plaza, en cada pasaje de Chile diciéndole a la gente que cumplimos. Todos están mejor que hace cuatro años”.

Del sentido de oportunidad y la educación gratis

De cara a los bajos resultados de los candidatos de la Alianza por Chile en los diversos sondeos, explica que esto se debe a que Golborne y Allamand salieron del Gabinete “en el único momento que no había que salir, después de las elecciones municipales”. Y añade que “este error en la presidencial y en la parlamentaria nos tiene en el estado anímico actual. En política, el sentido de oportunidad es tanto o más importante que una buena estrategia o una buena idea”.

Respecto de la Concertación, el secretario de Estado subraya el poder que ha alcanzado dentro del conglomerado el Partido Comunista. Según su análisis, la Concertación se transformó en el PSOE español. La mandan el PS-PPD y PC. Si triunfan, vendrán reformas tributarias, laborales y muchos otros cambios que nos llevarán a lo que siempre han llevado los gobiernos de izquierda a sus países: menor crecimiento, más burocracia, más desempleo, más gasto público, más rigideces laborales, menos libertad y más Estado. No saben hacer otra cosa. Es lo mismo de siempre. Nos llevarán a vivir lo que hoy está ocurriendo en España”.

Al ser consultado por los dichos de Michelle Bachelet indicando que que ella volvió porque no había recambio, Pablo Longueira lo descarta de plano, señalando que “eso no es cierto, porque Andrés Velasco, Claudio Orrego y el senador Ricardo Lagos Weber eran la renovación perfecta de la Concertación. Ella mató la renovación al volver. El gran ganador con su retorno es Guido Girardi, quien ahora se convirtió en el bacheletista número uno, porque al volver la ex presidenta, no quedará nadie parado, sólo él. Girardi triunfará en la senatorial –lo más probable con la primera mayoría nacional– y quedará listo para asumir su candidatura presidencial, si ellos llegan a ganar”.

Pablo Longueira también es claro al rechazar la posibilidad de una educación gratuita para todos. A su juicio, “es lo más regresivo que hay. Eso es lo que había antes en Chile y se construyó esta sociedad de desigualdades intolerables. Las familias más acomodadas llegaban a la educación superior y se la financiábamos todos. El resto llegaba con suerte a octavo básico. Pero la consigna, es la consigna. La izquierda es artista para ello. Y la derecha reaccionaria, no sabe qué hacer. Ningún gobierno ha avanzado más que este en la construcción de un sistema justo en materia de créditos y becas”.

Y continua apuntando que “como nadie defiende nada, están todos en el lloriqueo, como cabros chicos. Ello ha permitido que los que no hicieron nada durante 20 años, ahora aparezcan como salvadores de algo que nosotros hemos impulsado. No existe ningún gobierno que haya alcanzado el mayor crecimiento económico con la mayor inclusión social que este. Pero como nunca se construyó el relato para difundir la obra, la consigna encontró el camino libre para instalarse. Se tomó las calles y frente al desprestigio de la clase política, ya nadie se atreve a decir lo correcto. Los políticos están presos del Twitter y la consigna. Con 140 caracteres, tienen dominadas a todas las instituciones más importantes del país. Desde la iglesia, hasta las alcaldías”.

HidroAysén ya fue aprobado”

El ministro de Economía, también tuvo palabras para el polémico proyecto hidroeléctrico HidroAysén y para el rol del ministro de Energía Jorge Bunster, frente al avance de la iniciativa y el desafió energético.

Yo sólo soy un ayudante del ministro de Energía. Hemos formado un gran equipo de trabajo para sacar adelante leyes vitales para el mayor problema que enfrenta nuestro país, como lo es, el abastecimiento y costo de nuestra energía. Eso, dentro del contexto de la agenda pro-inversión. Jorge es un gran ministro y no hago más que ponerme a su disposición para sacar adelante el desafío más grande que tenemos todos”.

Pero Pablo Longueira va más allá al afirmar que “Hidroaysén ya fue aprobado. Incluso se judicializó y los tribunales también lo aprobaron. Por lo tanto, lo único que falta es resolver en el Comité de Ministros las reclamaciones. Pero que quede claro, está aprobado. La empresa tiene su RCA. Espero que las resolvamos pronto“.

Suscríbete y recibe las noticias para comenzar el día

El Dínamo AM

Comenta

Newsletter
El Dínamo AM

Suscríbete y recibe las noticias para comenzar el día