Ministra de Agricultura por crisis en O’Higgins y Maule: “Es inminente la declaración de la emergencia”

María Emilia Undurraga constató los daños sufridos en los cultivos tras las lluvias que el fin de semana pasado afectaron a la zona central del país.

Por
Undurraga durante la revisión de los cultivos afectados. Foto: Minagri
Undurraga durante la revisión de los cultivos afectados. Foto: Minagri
Compartir

La ministra de Agricultura, María Emilia Undurraga, señaló que prontamente se podría decretar emergencia en zonas de las regiones de O’Higgins y Maule por los daños provocados por las lluvias del fin de semana pasado en los cultivos de frutas y hortalizas.

La secretaria de Estado visitó Longaví, Villa Alegre, Pelarco, San Fernando y Nancagua, en donde constató la verdadera crisis que podría generarse con el sistema frontal veraniego.

“La verdad es que este frente ha sido muy poco uniforme en las regiones y es por eso que es tan importante estar aquí en terreno, para ver cuáles son las zonas afectadas, cuáles son los agricultores, cuáles son los rubros afectados”, indicó la ministra.

Undurraga señaló que “este frente ha sido un golpe duro para muchos agricultores. Hemos estado acompañando agricultores pequeños, medianos en estos días, y ver cómo el esfuerzo de todo el año en un sólo día cae es muy fuerte para ellos, y nosotros como Gobierno queremos estar aquí para acompañarlos”.

Frutos de la temporada como sandía y melones, cultivos de zapallos y siembras de arroz corresponden a algunas afectaciones que han sido catastradas durante las últimas horas, por lo que la titular de Agricultura afirmó que “es inminente la declaración de la emergencia”.

“Estamos trabajando para poder declarar algunas de estas comunas en zonas de emergencia. Se requiere de un proceso coordinado entre diversos actores, primero un análisis técnico, la solicitud del intendente al Ministerio, y estamos en ese camino para prontamente declarar emergencia agrícola”, explicó.

La autoridad afirmó que las labores se centrarán en la entrega de ayuda para los agricultores, especialmente los pequeños y medianos, quienes sufrieron con mayor intensidad las consecuencias de la inesperada lluvia. 

En esta nota