Cómo enfrentar la ansiedad y las expectativas esperando los resultados de la Prueba de Transición

Los postulantes conocerán en cerca de un mes los resultados de un test que estuvo marcado por los temores y dificultades que impuso la pandemia.

Por
Postulantes realizando una fila en un local de rendición de Arica. Foto: Agencia Uno.
Postulantes realizando una fila en un local de rendición de Arica. Foto: Agencia Uno.
Compartir

Este viernes llegará a su fin la primera etapa de rendición de la Prueba de Transición (PDT), proceso inédito que definirá el acceso a la educación superior de miles de jóvenes, quienes en medio de la ansiedad deberán esperar cerca de un mes para tener los resultados de un test que tuvieron que sacar adelante en medio de las dificultades por la pandemia del coronavirus.

La espera, que se extenderá hasta el próximo 11 de febrero a las 08:00 horas, marcará a muchos alumnos, quienes prácticamente ponen en el resultado de este test la definición de todo su futuro, tanto en lo profesional como en lo personal.

Durante las próximas semanas varios tendrán pensamientos sobre la necesidad de un puntaje determinado para entrar a una carrera, del cumplimiento de metas y del temor a un fracaso que se transformaría en “catastrófico”.

Lo cierto es que la situación no es tan radical. Muchos especialistas en educación y psicología plantean que existen múltiples opciones para cumplir proyectos de vida, los que van más allá del rendimiento en un test de admisión. El entendimiento de este punto sería fundamental para sobrellevar de mejor manera los días de espera.

La mirada amplia a los proyectos

La Prueba de Transición entendida como la gran misión a cumplir es una de las fuentes directas de la ansiedad. Así al menos lo cree la psicóloga Constanza González, quien es magister en Psicología Educacional y académica de la Universidad Andrés Bello (UNAB).

La profesional planteó a EL DÍNAMO que “en primer lugar, es necesario indagar un poco en el origen de la ansiedad, que proviene de la sobrevaloración de la Prueba de Transición en lo que es el futuro de los jóvenes”.

“Les diría (a los postulantes) que la prueba no les influye en lo que son y en lo que serán en el futuro. Hay otros proyectos de vida que están más allá de la carrera que se va a tomar. También se debe pensar en una proyección y en lo que busco con ella, si es por un avance personal, profesional o cumplir una meta para tener un mayor sostén financiero”, expresó.

González afirmó que se debe pensar en un futuro “genérico”, el que esté más allá de los resultados de la Prueba de Transición.

“Es importante tener una mirada realista, porque antes habían carreras que te aseguraban el futuro, pero ahora no, entonces hay otros caminos que se pueden tomar para alcanzar el objetivo. También está la sobrevaloración de lo profesional, sin considerar los oficios o lo técnico”, expresó.

Consejos para la espera del puntaje

Los resultados de la PDT se entregarán el próximo 11 de febrero. Foto: Agencia Uno.

La psicóloga señaló que la pandemia ha generado diversos problemas en la salud mental de los chilenos, los que podrían afectar aún más la ansiedad de los estudiantes frente al puntaje final de la Prueba de Transición.

Sobre esto, entregó algunos consejos que podrían ser útiles para pasar de mejor manera este mes de espera.

“Considerando que no hay nada más que hacer, lo mejor es soltar, pensar que se hizo lo mejor que pudo hacer y dejar atrás los temores. Hay meditaciones que permiten soltar, se puede recurrir a cualquier ejercicio que sirva para controlar la mente, el yoga, el deporte”, expresó.

González afirmó que la diversión y distracción es fundamental, aunque para ellos se deben considerar las medidas sanitarias vigentes, las que restringen las reuniones o salidas. “A algunos solo les basta conversar con un amigo o con la familia”, señaló.

Una vía fundamental para este proceso es la comunicación. “Son proceso que son muy individuales, pero es importante apoyarse en los cercanos, en las personas con los que se vive, con amigos. A quienes son más introvertidos les puede servir escribir sus sentimientos, porque ahí se podrían ver en perspectiva y descubrir que nada es más terrible como lo creían”, dijo.

Para algunos postulantes -especialmente quienes rindieron la prueba por primera vez-, la mirada se puede extender más allá del puntaje y los resultados obtenidos en la Prueba de Transición, considerando las complicadas condiciones a las que llegaron a rendir el test.

“A ellos les tocó un año dificilísimo por lo que tienen un mérito al haber llegado acá. Terminaron su cuarto medio a distancia y no tuvieron los hitos simbólicos para su salida”, expresó la académica, quien cree que debido a estos factores posiblemente los resultados generales de los alumnos serán más bajos en comparación a los años anteriores. 

En esta nota

Súmate ahora a EDICIÓN AM

Parte el día informado

Debes ingresar un email válido

Gracias por suscribirte!

Podcasts El Dínamo

Más Educación

Últimas noticias

Populares