Los secretos mejor guardados de La Divina Comida

El programa de Chilevisión se prepara para estrenar su séptima temporada el próximo 6 de marzo.

Por
La Divina Comida ya cuenta con seis temporadas al aire. (Captura de pantalla).
La Divina Comida ya cuenta con seis temporadas al aire. (Captura de pantalla).
Compartir

El próximo 6 de marzo se estrenará la séptima temporada de La Divina Comida por las pantallas de Chilevisión, donde nuevos grupos de famosos compartirán durante cuatro noches, reunidos en una mesa, compartiendo distintos menús y episodios de su vida.

Ante esto, hace unos días en el programa Me Late Prime, Pamela Díaz recordó su participación en el programa y aseguró que el grupo en el que estuvo -compuesto por José Miguel Viñuela, Sergio Freire y Denise Rosenthal- lo había elegido ella.

“La primera vez que me invitaron, yo durante todo un año les dije que no, y de hecho el grupo que salió cuando hicimos La Divina Comida lo elegí yo, porque (dije) ‘yo no me voy a aburrir'”, afirmó.

Ante esta confesión, Adriana Barrientos, Macarena Tondreau, Renata Bravo, Nataly Chilet y Chiqui Aguayo desclasificaron a EL DÍNAMO sus propias anécdotas vividas durante su participación en el espacio de Chilevisión.

Menú propio

Todas las ex participantes coincidieron que el menú del programa es creado por cada uno de los comensales y para eso la producción les entrega un presupuesto de $100.000. En caso de sobrepasar ese límite, son los mismos rostros quienes deben pagar la diferencia de su bolsillo.

Adriana Barrientos confesó a EL DÍNAMO que dicho monto lo gastó solo en una botella de champaña para sus invitados, mientras que el resto del menú lo costeó ella misma.

Chascarros

Durante las extensas grabaciones de La Divina Comida, que pueden llegar hasta bien entrada la madrugada, no podían faltar los chascarros. Por ejemplo, Chiqui Aguayo contó que mientras cocinaba se le quemó la carne, mientras que Barrientos perdió su postre por culpa de la coctelera que no tapó bien.

Una de las que más sufrió fue Macarena Tondreau, quien participó en la quinta temporada del espacio junto a Bernardo Borgeat, Natalia Cuevas y Nelson “El Colombiano” Beltrán. Fue en la casa de este último donde la ex panelista del Buenos Días a Todos sufrió un molesto percance.

“El Colombiano” invitó a sus tres comensales a cerrar los ojos y estirar sus manos. Allí recibieron lo que Tondreau pensaba que era un grano de café, para luego tomarse un trago de anís. Al probarlo se dio cuenta que no era café y el anfitrión reveló que eran hormigas gigantes.

“No dije nada, pero me empecé a sentir mal, como con ese asco en la guata. Cuando nos sentamos a comer yo ya estaba con asco, y sirvió chancho, yo no como chancho, entonces comí el resto, estaba muy rico, me cayó mal y vomité toda la noche. Ese era el último día y yo el viernes viajaba a Miami, me fui con vómitos todo el camino, con tersianas”, recordó.

Renata Bravo, por su parte, compartió con Héctor Morales, Lucía López y Pablo Herrera. En la casa del cantante, la actriz se dio cuenta de que en su plato había un pelo y aunque quiso que nadie se percatara, era tan largo que desató una ola de risas en la mesa.

¿Inducción de notas? ¿Ganador arreglado?

Adriana Barrientos recordó que cuando participó en La Divina Comida le hicieron una inducción para calificar la noche en cada una de las distintas casas. Incluso, un productor se habría molestado por una nota que le puso a uno de sus compañeros.  Además, una amiga le comentó que se podía llegar a un arreglo con la producción para poder quedarse con el triunfo.

“La próxima vez que negocie, hay que ver si es posible llegar a un acuerdo para poder ganar el capítulo porque la verdad es que en mi caso me esmeré muchísimo y los participantes todos pusimos una nota, pero a mí me hicieron una inducción de qué nota ponerle a los participantes”, contó la actual candidata constituyente.

Barrientos insistió en que “la inducción a la nota estuvo, y uno de los productores se molestó muchísimo porque a uno de los participantes le puse una nota 5”.

Regalos

En los capítulos de La Divina Comida, cada participante recibe un regalo de parte de los invitados. Este obsequio se los pasa la misma producción, quienes explican el contexto y el por qué se lo entregarán.

Estos datos los consigue el equipo con una entrevista previa a la que se someten los distintos invitados antes de comenzar a grabar.

El postergado episodio de Gloria Hutt

El pasado 16 de mayo se emitió el capítulo de La Divina Comida que fue protagonizado por Cristián García-Huidobro, Teresa Hales, Rodrigo Herrera y la ministra de Transportes Gloria Hutt.

Según confirmó EL DÍNAMO en ese entonces, el episodio se grabó en julio de 2019 y estaba programado para salir al aire en octubre de ese mismo año. Sin embargo, durante esa fecha la titular de Transportes fue duramente cuestionada por la ciudadanía ante el alza en el precio del transporte público que terminaría desembocando en el estallido social, lo que cambió todos los planes del programa.

Tras llegar a acuerdo, finalmente decidieron emitir el capítulo en mayo de 2020.

Haciendo historia

Mientras lo anterior le ocurrió a la ministra Hutt, en el episodio emitido en noviembre de 2019, el presidente de la Democracia Cristiana (DC), Fuad Chahín, también marcó algo nunca antes visto en La Divina Comida.

El ex diputado tuvo que ausentarse la noche en que le tocaba a Andrés de León ser el anfitrión. Esto ocurrió porque Chahín participó del acuerdo que logró la oposición y el oficialismo para poder dar inicio a un proceso constituyente en el país a raíz del estallido social.

Según publicó La Segunda en ese entonces, la producción le envió a su casa la preparación del cantante en un tupperware, para así entregar su evaluación. 

En esta nota

Súmate ahora a EDICIÓN AM

Parte el día informado

Debes ingresar un email válido

Gracias por suscribirte!

Más Entretención

Últimas noticias

Populares